Los distritos de Puan y Villarino piden ser incluidos dentro de la "Patagonia Bonaerense"

El viernes 12 de Junio se realizó una asamblea en la localidad de Villa Iris para pedir a las autoridades provinciales y nacionales que los distritos de Puan y Villarino sean considerados como Zona Patagónica.
Alrededor de 1200 personas acompañaron el petitorio realizado por representantes de entidades agropecuarias e intermedias pertenecientes a los distritos afectados por la sequía y que será presentado ante las autoridades nacionales, pidiendo medidas urgentes para sobrellevar la difícil situación.

En la convocatoria organizada por la Comisión de Trabajo, se trataron otros puntos relacionados con la entrega de subsidios; liberación de las exportaciones de carne y del comercio de trigo para estimular la siembra; subsidios a la apicultura; asistencia a la problemática social y, la refinanciación o tratamiento especial de los bancos Nación y Provincia.
La representación política estuvo en los nombres de la diputada nacional Virginia Linares (CC); el senador provincial Roberto Molini (CC); el intendente de Puan, Horacio López y su secretario de Hacienda, Facundo Castelli; las concejalas Ana Delia García; Graciela Feicó (Algarrobo), la delegada de Villa Iris, Liliana Díaz.
Los concejales Carlos Díaz (ARI-CC), Pedro Bleile (PJ-FPV), Juan Carlos Carcedo (UP), Marta Palmieri y Néstor Chialva del Frente Vecinal.
También se encontraba presente el ex diputado Carlos Astorga, integrante de Prodaba, el candidato a diputado nacional Juan Pedro Tunessi y candidatos a concejales de distintos partidos.

La asamblea comenzó con la lectura de la carta enviada a la Ministra de Producción Débora Giorgi, notificando la fecha de la reunión e informando sobre el estado social en que se encuentra inmerso el sur del distrito de Puan conjuntamente con la zona de secano de los distritos de Villarino y Patagones.
“La sequía nos ha dejado sin producción en los últimos cuatro años”, explicaron.
También dejaban en claro que a la reunión, estaban invitadas todas las autoridades nacionales, provinciales y municipales de distintos partidos políticos. “El tenor de la misma ya está consensuado, no será agraviar sino sumar posibles soluciones para paliar la crisis y que los pequeños pueblos del sur de la provincia no desaparezcan para concentrase en las grandes ciudades. Una de las propuestas que tuvieron en el orden del día de la asamblea y que será un paliativo para soportar esta situación terminal es que el gobierno nacional nos encuadre al distrito de Puan y Villarino en los beneficios que la ley Patagónica, tal cual lo tiene incorporado el distrito de Carmen de Patagones lo que constituiría en una ayuda directa a las poblaciones que están compuestas por jubilados y familias de bajo poder adquisitivo”, fundamentaron.
“Hay un estudio realizado por el INTA donde determina que el centro sur del partido de Puan y al zona de secano de Villarino son semejantes al partido de Patagones. Tomando en cuenta el dicho estudio realizado por un organismo oficial, los pueblos a incorporar los beneficios patagó0nicos serían pocos y con poblaciones muy pequeñas que rondan entre los 1500 y 2000 habitantes cada uno lo que implica que no sería difícil para el gobierno desde el punto de vista económico tomar tal resolución”, explicaron a la Ministra de Producción.
“Esto traería aparejado un mejor posicionamiento para atravesar la crisis en lugar de baja o nula rentabilidad productiva como en nuestra región y quedaría refrendado lo que tanto pregona el gobierno nacional que es el apoyo a lugares marginales para lograr una patria más justa con igualdad de posibilidades para todos los argentinos. Conocemos su capacidad de trabajo y gestión es por eso que nos dirigimos a usted y nos ponemos a su disposición para lograr este proyecto ya que estamos convencidos que en toda época de crisis solo se puede salir adelante con trabajo, unión y sobre todo cooperación entre los diferentes ámbitos”, finalizaba la carta.

El testimonio de una productora agropecuaria

La carta enviada por Liliana Comte, productora agropecuaria de Estela, conmovió a los presentes porque su historia se trasladó a muchas otras que en estos últimos años debieron emigrar de sus pueblos en búsqueda de trabajo.
“Estimados amigos, mediante esta nota quiero hacerles llegar mi cariño y admiración, pues siempre he sentido por propia experiencia que me han respetado y protegido. Admiración porque siempre he sido vecina de la zona de Estela y Villa Iris, lugares íntimamente ligados a mis afectos.
Quiero sentirme a juntos a ustedes y mediante un abrazo virtual hacerles llegar fuerzas y ganas de seguir luchando les cuento que he tenido que viajar a Bahía Blanca por necesidad y urgencia como jefa de familia para mantener a mis hijos debí tomar esta decisión que me provoca mucho dolor pues extraño en primer lugar a mi hijo que por razones de estudio quedó en el pueblo junto a mi madre. También extraño la gente y la vida de pueblo, la vida de campo pero después de varios años de fracaso de cosecha y habiéndome endeudado tuve que migrar para seguir viviendo. Ojalá no les ocurran cosas como éstas parecidas a las mías y que la gente no tenga que dejar su terruño y con la ayuda desinteresada de ustedes podamos hacer productivas nuestras tierras y no se desbasten nuestros pueblos. Que Dios los bendiga.”


“Una vez que la vaca se va del todo, arrastra al peón, al molinero, al camionero, al almacenero y también a los pueblos”

El productor agropecuario Juan Manuel Garciarena, en representación de la comisión de trabajo, dio la apertura a la Asamblea y agradeció “a todos los hombres que hacen el gobierno y la lucha para mejorar el país”.
“Las comunidades del sur están pasando por una situación muy parecida y más grave que la nuestra, yo quiero decirles que estamos a 10 o 12 días de empezar el invierno y como productor agropecuario, sé que vienen meses durísimos porque estamos sin reservas y sin dinero. A eso le tenemos que agregar el castigo que tenemos la gente de campo con el gobierno actual”, manifestó.
“Quiero decirles y dejar aclarado, que quien les habla nunca estuvo del lado del gobierno y sí del lado de ustedes. Por eso fui a pedir y logramos el maíz para la zona sur. No los voy a abandonar aunque me critiquen, porque me debo a ustedes y porque yo crecí y creció mi economía con esta gente del sur del partido de Puan”, dijo Garciarena.
Garciarena también se solidarizó con la provincia de Rio Negro porque “perdió el 80 por ciento de su stock ganadero” y de la cual “lamentablemente se habla muy poco”.
En ese mismo sentido, mencionó la situación de Villarino y Patagones y convocó a la “unidad nacional sin banderías políticas”.
“Este problema lo salvamos entre todos o no lo salva nadie, debido a que estamos luchando contra dos temas referidos a los valores de la producción y al clima”, agregó.
“Hay que luchar, no bajen los brazos. Creo que hay una oportunidad de traer gente nueva el día 28 junio—en referencia a las elecciones legislativas—. Si luchamos entre todos, el gobierno nacional entenderá la grave crisis que estamos viviendo”, insistió.
“Como una gran amiga mía dijo: una vez que la vaca se va del todo, arrastra al peón, al molinero, al camionero, al almacenero y también a los pueblos. Una zona que produce un monocultivo (trigo), no puede quedarse sin las vacas”, reflexionó.

Economías destruidas

El gerente de la Cooperativa Eléctrica de Villa Iris, Luis Posada, defendió la necesidad de ser considerados como región patagónica porque según todos los estudios técnicos realizados por el INTA, las condiciones climáticas y económicas son iguales al distrito de Patagones.
Además pidió a las autoridades presentes y a los candidatos para las próximas elecciones legislativas a trabajar en forma conjunta para en poco tiempo lograr el objetivo.
“Después de la última Asamblea, dialogamos con distintos funcionarios para ver cómo inyectar dinero en las bajas o nulas economías urbanas y concluimos en que la mejor solución es que el Gobierno Nacional nos adhiera a la ley patagónica.
“Toda la provincia de La Pampa, incluso en las zonas núcleo, recibe los beneficios patagónicos y este hecho, nos incentivó a seguir adelante siendo que estamos con las economías destruidas. Nosotros tomamos como referencia al distrito de Patagones porque pertenece a la provincia de Buenos Aires. Ellos cuentan con la exención de los ingresos brutos para el sector comercial y el agropecuario; 30 por ciento en el incremento de haberes para jubilados—para Villa Iris implicaría 360.000 pesos más por mes—; 50 por ciento en la facturación de gas, el 40 por ciento en la facturación de suministros eléctricos rurales y el 25 por ciento de lo que son tarifas urbanas”, describió.

La palabra de los legisladores

La diputada nacional Virginia Linares (Coalición Cívica) explicó que para ampliar la Zona Patagónica, “hay que hacer una presentación a nivel provincial” porque de esta forma se logrará el acompañamiento a escala nacional.
“Si bien no pertenezco al oficialismo, tengo la responsabilidad de que la ley sea razonable y nos permita obtener los recursos del estado para esta zona. Me basé en las leyes provinciales 12322 y 12323 que incorporaban la reducción en un 50 por ciento de los impuestos e incorporé los cuarteles V, VI, VI, VII, IX y XI del distrito de Puan; III, IV y V de Tornquist y todo el partido de Villarino.
Virginia Linares relató que estuvo reunida con el Ministro de Asuntos Agrarios, Emilio Monzó, oportunidad donde pudo presentar su proyecto de ley. “Le dije que estaba a disposición del gobierno provincial para discutir la inclusión de algunos cuarteles. Además, contamos con estudios realizados por la Universidad Nacional del Sur y la universidad Tecnológica referidos a la situación de esta región. El proyecto busca evitar el éxodo rural y que los jóvenes tengan la posibilidad de estudiar y también de volver a sus pueblos para ejercer su profesión”, fundamentó.
“Para que nuestros objetivos se cumplan, sin lugar a dudas no solo necesitamos la diferenciación con el resto del sudoeste bonaerense sino la ayuda especial de los gobiernos provincial y nacional para que aquí se pueda vivir. Queremos evitar que se repita el éxodo rural de los ’90.

Políticas agropecuarias desfavorables

El senador provincial Roberto Molini y militante de la FAA (Federación Agraria Argentina, expresó su preocupación luego de ver los videos que reflejaban los campos devastados por la sequía y la angustia de los chacareros de Villa Iris. “Uno no termina de sorprenderse a pesar de pertenecer al campo. Digo esto, porque antes que nada soy un productor agropecuario, descendiente de una familia que llega a principio del siglo pasado que llegan a esta región y se instalan como productores agropecuarios. Es difícil dirigir un mensaje con esperanza, luego de haber pasado por la dirigencia gremial en estos años y ver la falta de resultados. Después de hacer un balance, los dirigentes agropecuarios y políticos debiéramos hacer un mea culpa”, dijo.
“Vivimos las consecuencias de una política ganadera que comenzó con incertidumbres en el 2005. Lo nuestro no estalla con esta última sequía, porque ya veníamos perdiendo competitividad más aun porque teníamos la cosecha de un monocultivo y no siempre con resultados rentables. No estuvieron las políticas acordes para que una ganadería no hubiera empezado a perder piso hace cuatro años. Hoy los resultados están a la vista y se pueden ver montones de videos en los cuales nos muestran como a nuestros productores se les mueren las vacas, cómo algunas las han tenido que vender y cómo a otros les quedan unas pocas”, describió.
Molini dijo que hace falta “mucho incentivo” y que es necesario “acompañar las leyes que ya existen”.
“Hace un año que tengo un proyecto de ley en la legislatura de Buenos Aires pidiendo la prórroga de las leyes 12322 y 12.323 porque este año en diciembre caducan los beneficios que constan en dichas legislaciones. Créanme que desde el 27 de julio del año pasado, el proyecto sigue estando en la comisión de Economía e Impuestos de las cámaras de Senadores frente a un oficialismo casi diría caprichoso”, consideró.
“Son las circunstancias que estamos viviendo, por eso es muy difícil en todo esto no rayar en lo político. Sería muy mezquino buscar un rédito político, no lo hemos hecho nunca, pero es muy difícil no remarcar todas estas situaciones que afectaron al sector productivo y al interior del país”, agregó el senador.
El senador provincial relató que hace días pasados presentaron un proyecto de desarrollo rural para la provincia de Buenos Aires basado en políticas a largo plazo y para cuando ocurran estas situaciones “no nos agarren de esta forma y terminen con la vida productiva producto del trabajo de varias generaciones”.
“Ser productor agropecuario no es una elección para hacer dinero. Constituye una forma de vida que venimos heredando todos nosotros y por ello, seguimos trabajando la tierra aunque los resultados sean adversos”, remarcó.


Las leyes 12.322 y 12.323

El candidato a diputado nacional, Juan Pedro Tunessi, recordó los momentos que vivía el sector agropecuario durante la década del 90, cuando realizaron las leyes que contemplan beneficios impositivos para las regiones más desfavorables del sur provincial. “Quiero tratar de ayudarlos poniendo a disposición la experiencia que tuvimos a finales de los ’90 para lograr que se aprobaran las leyes 12322 y 12323. Aquellas leyes –dijo– estaban sujetas a un programa de reconversión del Estado y que tenía que instrumentarse en toda la zona beneficiada estimulando la ganadería y desalentando la agricultura. Contenía programas especiales, el incentivo de la ganadería de cría y la puesta en marcha de créditos, entre otras medidas. Sólo se implementaron los beneficios impositivos del programa junto con el tema de al refinanciación de los pasivos por el endeudamiento feroz de los productores con el Banco Nación. En este proceso especial, se refinanciaron más de 60 millones de pesos”, recordó.
“En la ley 12322 hay un artículo que no está en la 12323, y crea la Patagonia Bonaerense, determinando que al sur del Colorado, la provincia de Buenos Aires tiene un área patagónica en el partido de Patagones”, detalló.
“Con esto quiero que sepamos que Patagones pide la exclusividad como partido patagónico y considera que la extensión de la zona conspira contra sus beneficios, pero creo que este tema se solucionará con solidaridad, diálogo y trabajo en conjunto”, aclaró.
Según Tunessi otras de las cuestiones será la definición del límite en forma objetiva, “hecho que deberán comprender las autoridades nacionales” porque la provincia de Buenos Aires tiene áreas diferenciadas como la región del sudoeste que no cuenta con las características edafológicas de la pampa húmeda.

Palabras del Intendente López
“He escuchado palabras que comparto totalmente, pero con el mayor de los respetos me parece que no hemos superado la instancia de los discursos. Hay que ponerse a laburar y en este sentido, reitero lo que dije en su momento, tenemos la posibilidad de tener una audiencia a nivel de Jefatura de Gobierno de la República Argentina e insisto en aquello que se habló en algunos momentos respecto de que se necesita el acompañamiento del oficialismo. Me parece que es el lugar donde hay que ir a convencer, persuadir, insistir y llevarles todos los argumentos con representantes de esta asamblea a la Casa Rosada.
¿A quién le escapa la idea aquí de que si en la Casa Rosada dicen sí, es sí y si dicen no, es no?
Todos los que estamos aquí en la cabecera tenemos alguna experiencia y no es el camino ir a pedirles a la Presidente y a sus máximos representantes con un discurso que les hiera la sensibilidad y cierre la posibilidad de diálogo.
Me parece que el desarrollo de todos los puntos de la asamblea es técnico, me parece que hay que reunir toda la documentación rápidamente. Yo me comprometo porque me parece que soy un adecuado vehículo para ponerme en contacto con Juan Abal Medina—vice jefe de Gabinete– y decirle quiénes van a ir en representación de la asamblea. Supongo que será el propio grupo de trabajo que ha hecho toda esta movida y la semana que viene, cuando tengamos todos los elementos, presentarlos e ir allí.
Tenemos en claro que si Sergio Massa dice que sí, la Presidenta dice que sí. Y de ahí para abajo, el gobernador y todos los que se encolumnan en el poder porque es muy importante tener el acompañamiento de Scioli para no herir la susceptibilidad.
En algún momento nosotros le enviamos carpetas de la Nación a Scioli y le pedimos que gestionara en nuestro nombre pero el resultado no fue satisfactorio.
Yo tengo la sensación que si al Gobernador desde la Nación le dicen que no, va a terminar siendo no. Creo que hay que ir directamente a la Casa Rosada.”


“Es fundamental la decisión política del Gobernador”

Fernando Carrizo Fierro, presidente de la Asociación Ganaderos de Villarino para la Sanidad Animal, Zona Norte (Agavisa) abogó por la prórroga y modificación de las leyes provinciales Patagonia Bonaerense y Diferenciada Nº 12322/99 y 12323/99: “En representación de la región semiárida lo planteé en el Concejo de Desarrollo y logramos que se expida con un documento dirigido al Ministro Emilio Monzó y al gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, pidiendo la ampliación de los beneficios.”
“Es muy importante la ley elaborada por la diputada Virginia Linares, pero es imprescindible previamente reformar la legislación patagónica solicitando la incorporación de la zona semiárida que determina la 12323 y su modificatoria la 12693. Sería importante que el proyecto sea acompañado por un legislador del oficialismo al momento de su presentación en la legislatura, pero también es fundamental la decisión política del gobernador”, consideró.

El aporte del diputado Marcelo Feliú

El dirigente agropecuario se refirió a la prórroga de las leyes 12322/99 y 12323/99 por 5 años llevada adelante por el diputado del FPV, Marcelo Feliú: “Se presentó hace exactamente un mes tal cual estaba y fue sancionada por la Cámara de Diputados sin variar los porcentajes; cuando los organismos técnicos del Ministerio de Asuntos Agrarios estamos impulsando la reforma.La decisión del Ejecutivo Provincial fue solamente prorrogarla por cinco años más. Por lo tanto, es un esfuerzo que debemos hacer todos para lograr la decisión política que comprenda nuestras demandas.”

Plan para el salvataje de vientres bovinos

Durante la convocatoria, el candidato a concejal por la Coalición Cívica (Distrito de Puan), Rubén Ceminari expuso los alcances delPlan para el salvataje de vientres bovinos” que realizó conjuntamente con el veterinario Carlos Zubillaga (Saavedra).
“Tiene que pensar el gobierno que es mucho más barato sostener las vacas que quedan a tener que dar subsidios de 1000 a 1500 pesos que es el valor de la vaca. Si lo gramos salvar las que nos quedan, va a ser más beneficioso para nosotros y para el Estado. Otro fundamento de nuestra propuesta es que muchos de los que estamos aquí ya no somos sujeto de crédito y los créditos que da la provincia para carne, tambo y trigo, no nos sirven. Quien hoy obtiene un crédito, probablemente no pueda pagarlo porque el porcentaje de preñez, con mucha suerte, será del 50 por ciento. Nos quedan 400.000 vacas y si se preñan la mitad, estaríamos obteniendo 400.000 terneros en el destete del año 2010 y este número representa la mitad del millón que destetamos en el año 2006”, detalló Ceminari.

Proyecto de resolución

El candidato a concejal por el Partido Justicialista, Oscar González de la localidad de Villa Iris, pidió que “los concejos deliberantes de Puan y Villarino se reúnan de urgencia para redactar un proyecto de Resolución” avalando todo lo actuado por los integrantes de la mesa y las “más de mil firmas de los asambleístas.”


“No temamos a seguir exigiendo, porque tenemos el derecho
y la obligación de hacerlo”
“Felicito al joven veterinario por su proyecto, y quiero recordar un viejo refrán que dice: “los jóvenes son incendiarios y los viejos son bomberos”. Yo me incluyo en la última parte.
Disiento un poquito con el intendente López, en cuanto a que las soluciones son para ayer y no para mañana, porque aunque el proyecto de Ceminari no sea tan a corto plazo, lo felicito por su propuesta.
También noté por ahí, el temor a las expresiones políticas… no le tengamos miedo a la palabra política. No somos nosotros los que nos metemos con la política, es la política que se mete con nosotros. Entonces para eso hace falta que los legisladores creen leyes que sirvan como solución y no que ante cada problema que surge, nosotros tengamos que estar tocando las puertas de los bancos. Y si está de buen humor el gobernador nos va a atender… y si está de buen humor el presidente nos va a atender …
¡Caramba! Si nosotros somos ciudadanos y sus mandantes, porque les estamos pagando los sueldos. Tenemos todo el derecho a exigir. No ir a los bancos con la gorrita en la mano dando vueltas para ver si ese señor también está de buen humor para darnos el crédito que tanto necesitamos. Ahora ya ni queremos el crédito que tanto necesitamos, porque son salvavidas de plomo.
Puede ser que acá nos esté sobrevolando el tema político. A mí no me asusta porque no nos podemos despojar de lo que somos realmente. Hoy veo gente que está trabajando desde muchísimo tiempo presentando proyectos y que deben estar un poco cansados de que no se les reconozca. Es importante que los den a conocer y hagan docencia en todo sentido. Necesitamos saber qué hacen nuestros legisladores y qué cada vez que los veamos, sintamos con orgullo que son nuestros amigos.
Tenemos que ser unidos y perseverar…que no nos cansen, a eso están jugando. No temamos a seguir exigiendo porque tenemos el derecho y la obligación de hacerlo. Así podremos dormir tranquilos, porque hicimos lo que debíamos hacer.”
Reflexión de la representante del Comité de Crisis de Algarrobo.