«

»

PAMI y Femeba destrabaron el conflicto médico en Puan

(La Nueva Provincia) El titular regional del PAMI, Diego Palomo, confirmó ayer que fue resuelto el conflicto con la Asociación Médica de Puan, por lo que dentro de algunas semanas los afiliados a la obra social podrán volver a elegir libremente a sus doctores de cabecera en ese distrito sin tener que abonar plus alguno por las consultas o por la confección de recetas.
“El convenio (en torno al cual se inició el conflicto) seguirá teniendo vigencia, pero se incorporará a los cuatro médicos que habían quedado fuera de su alcance a fin de que ellos también puedan atender a los afiliados al PAMI”, sostuvo el funcionario.
Para esto, el organismo nacional firmará un acuerdo con la Federación Médica de Buenos Aires (Femeba) y la Asociación Médica de Puan, complementario del que a principios de este mes rubricó con el municipio de Puan.
“Esta incorporación demandará algunas semanas, dado que se deberá efectuar varios trámites y firmar un acuerdo con Femeba, pero creemos para el 1 de octubre o 1 de noviembre los afiliados de Puan podrán volver a atenderse con cualquiera de estos cuatro médicos que, en un primer momento, habían quedado fuera del convenio”, dijo.
El titular del PAMI señaló que otro punto acordado con Femeba es que, a partir de ahora, el cobro de plus en el distrito de Puan quedará totalmente desterrado.
“PAMI abona un 20% más por cápita a todos los médicos que trabajan en distritos que tienen menos de 4 mil afiliados, como Puan, y también está haciendo una serie de esfuerzos para que los profesionales, en lo promocional y preventivo, puedan trabajar mejor”, sostuvo.
“En función de esto, PAMI no admite el cobro de plus a sus afiliados, dado que es ilegal. No sólo es un pago ‘en negro’, sino que en sí constituye una barrera de accesibilidad al servicio para los adultos mayores más vulnerables”, recalcó.

Cobros indebidos.
Palomo reconoció ayer que el conflicto con la Asociación Médica de Puan se generó a partir de una serie de denuncias sobre el cobro de plus por parte de médicos de ese distrito.
“Había denuncias individuales y en el Consejo Participativo de Puan, que integran los centros de jubilados del distrito. Entonces iniciamos una serie de negociaciones para cortar el cobro de plus, las cuales no dieron los resultados esperados, y resolvimos que lo mejor era suspender el acuerdo que teníamos con la Asociación Médica de Puan y firmar uno con el municipio”, recordó.
A través de este acuerdo –que se suscribió a principios de este mes–, PAMI se comprometió a abonar las cápitas al municipio de Puan, con la condición de que éste asegurara atención libre y gratuita (sin cobro de plus) a todos los jubilados y pensionados del distrito, tanto en los hospitales públicos como en el centro de salud privado de Darregueira.
Esto generó el inmediato repudio de la Asociación Médica de Puan, que se quejó porque cuatro de sus afiliados (Ricardo Daniel Sánchez Negrete y Pablo Tappatá, de la ciudad cabecera; y José Ipanaqué y Jorge Rubén Pontet, de Villa Iris) habían quedado fuera del convenio, ya que no trabajan para el municipio en ningún efector público de salud.
La entidad incluso inició una medida de fuerza que consistió en no firmar recetas a los afiliados al PAMI.
“Afortunadamente –señaló ayer Palomo–, el nuevo acuerdo alcanzado con Femeba (entidad que integra la asociación de médicos puanense) permitió levantar esta medida de fuerza y desde hoy (por ayer) la atención volvió a ser absolutamente normal en el distrito de Puan”.
El titular regional de PAMI indicó ayer que en el acuerdo alcanzado mucho tuvo que ver la buena voluntad de directivos de Femeba como su presidente, Jorge Ochoa, y del delegado en la zona, doctor Alejandro Aducci.
También dijo que el acuerdo que en su momento firmó PAMI con la comuna de Puan no tuvo por finalidad perjudicar a la Asociación Médica de ese distrito, sino defender a los jubilados y pensionados.
“Cada decisión que toma el organismo apunta a proteger a nuestros afiliados, en especial contra situaciones difíciles como el cobro de plus. No hay otro objetivo detrás”, aseguró.