«

»

Cambios en la Educación Técnica: A partir del 2013 los alumnos cursarán el séptimo año

Además, la propuesta de la Provincia alcanza a las escuelas agrarias y propone la realización de prácticas profesionalizantes, promoviendo el desarrollo local y el emprendedorismo.
En ese marco, la semana pasada la Escuela Técnica de Puan recibió la visita del Director Provincial de Educación Técnica Gerardo Marchesini, quien se refirió a las innovaciones que el nuevo proyecto implica.

El Director Provincial de Educación Técnica Gerardo Marchesini, junto al Inspector Regional de la rama Técnica, Horacio Killing, la Inspectora Jefe Distrital, Norma Pérez y la Directora de la E.E.T. Nº1 de Puan, Fabiana Álvarez, brindaron una conferencia de prensa el miércoles pasado
Marchesini visitó la Escuela de Educación Técnica Nº1 con el objetivo de conocer el trabajo y las necesidades de la institución dentro del contexto de la nueva normativa que establece la creación del séptimo año en esta modalidad.
En diálogo con los medios de prensa, se refirió al proceso de recuperación de las escuelas técnicas.
“Pasamos por un proceso de destrucción de la Escuela Técnica en los ‘90, a partir de la ley del 2005 de Educación Técnico Profesional, se sigue un proyecto de recuperación desde lo formal y material a través del fondo de educación técnico profesional,” sostuvo.
Esto ha sido un incentivo importantísimo para todo el país y permitió reconstruir las escuelas técnicas. Están en un proceso, destruir se destruye rápido, pero construir lleva mucho tiempo y esfuerzo,” declaró Marchesini.
Los séptimos años en realidad son la culminación de este plan—explicó — tienen dos ejes: prácticas profesionalizantes y desarrollo local y el emprendedorismo.
“Es único porque antes las pasantías se hacían fuera del horario escolar o extra curricular, y a veces compartiendo el horario escolar. Ahora las prácticas refieren a las capacidades propias del perfil profesional, y forman parte del espacio curricular, es decir, son una materia más”, dijo.
“Es algo que todos los alumnos tienen que cursar para poder acreditarse y tercero, ese espacio debe ser construido con el medio productivo, no puede ser endogámicos, no puede ser propio de la escuela. Este es el gran cambio conceptual y el espíritu de la ley: construir en la comunidad un espacio de desarrollo,” remarcó.
Al respecto, el Director Provincial agregó que “la nueva propuesta educativa, busca satisfacer demandas de producción local, apuntalando cadenas de valor”.
“El eje de desarrollo local y emprendedorismo tiene que ver con el plan estratégico local. Nosotros ponemos mucho hincapié en esto, y sobre todo en las localidades chicas, cuando los alumnos terminan la escuela secundaria y tratan de ingresar a una carrera superior, terciaria o universitaria.
Muchas veces esa carrera no se termina, a pesar de los grandes sacrificios de la familia o de su entorno para poder sostenerlos, y después no vuelven. Esto hace que la población de los pueblos envejezca.
Por eso tenemos muchas expectativas con el séptimo año, pero requiere de la construcción comunitaria, no lo puede hacer la escuela sola,” consideró Marchesini.

Desarrollo

Luego Marchesini hizo hincapié en las culturas ligadas al desarrollo.
“Si une ve las ciudades que se han desarrollado industrialmente, su génesis tiene que ver con emprendimientos producidos por personas ligadas a títulos de técnicos. Un caso es Rafaela, en la provincia de Buenos Aires, donde más del 80 por ciento de las pymes exportadoras están generadas por técnicos,” resaltó.
En tanto, la directora de la Escuela Técnica, Fabiana Álvarez, expresó: “Estamos de cara a lo que va a suceder el año que viene, renovando vínculos con empresas de la localidad y del distrito, apostando al emprendedorismo”.
“Es fundamental desarrollar y sembrar en los alumnos el espíritu emprendedor, en un lugar donde no hay un gran desarrollo industrial y en donde nos toca crear nuestro trabajo.
Estamos organizando el séptimo año las tecnicaturas de Electromecánica y de Informática. En el 2013, esto será optativo para quienes cursen el sexto año, y hay alumnos que se van a quedar a hacerlo. Y será obligatorio para quienes ingresen al cuarto año de las tecnicaturas,” manifestó.
El funcionario sostuvo que para posibilitar el desarrollo de esta iniciativa es importante el acompañamiento del municipio.
“La modalidad cuenta con el apoyo de fondos nacionales, hay una fuerte decisión de la provincia a través del Ministerio de la Producción de apuntalar el desarrollo del interior, y a su vez debe haber un acompañamiento desde el gobierno municipal. Las tres instancias deben estar trabajando juntas,” consideró.
En cuanto a la institución local, expresó: “Me llevo la impresión de una preciosa escuela, es un edificio antiguo e interesante. Se ve que hay mucho trabajo y con mucha labor por delante, y es ahí en donde tenemos que ayudarla.
Estos establecimientos tienen mucha impronta en las historias de los pueblos. Si uno mira la historia del interior del país, el desarrollo local tiene un punto de inflexión en las escuelas técnicas”.

En el ámbito local

En tanto, la inspectora jefe, Norma Pérez, indicó: “Vamos a colaborar en esta propuesta y seguramente en breve tendremos una reunión con el municipio para trabajar en forma conjunta porque siempre colaboran con nosotros”.
“Acompañaremos alguna propuesta que se pueda desarrollar acá, para como dice el Director, los jóvenes no se vayan de nuestra localidad,” agregó.
Por su parte, el Inspector Regional de la rama Técnica, Horacio Killing, indicó: “los contenidos no son suficientes para determinar la competencia profesional en tres años, por eso el Consejo General vio la alternativa de que necesariamente tuviese que tener la formación de un año más para tener la incumbencia necesaria. Nosotros les estamos dando una herramienta y la escuela está convalidando que ese chico está capacitado”.
“Con esta modalidad—explicó Killing —a los chicos se les están otorgando habilitaciones profesionales”.