Precipitaciones pobres y dispersas

Las reservas de humedad se ajustan al paso de las escasas precipitaciones que se vienen observando. La región del sudeste de BA es la única que conserva un panorama algo mas sobrado. Bajo estas condiciones es muy difícil que se concrete el inicio de las siembras de maíz temprano en la franja central de la región pampeana.

El miércoles, el centro de alta presión se desplazará hacia el este, por lo que dejará sobre toda la franja central del país una importante circulación del viento prevaleciente del sector norte, favoreciendo a una rápida humidificación de las capas bajas de la atmósfera y un rápido ascenso de temperatura. Al mismo tiempo, sobre la región de la Patagonia, un sistema frontal frío irá avanzando por la zona, dejando precipitaciones en forma de nevadas en toda la región cordillerana y lluvias y lloviznas en la meseta patagónica.

El jueves, la situación será similar al miércoles, ya que aún continuará la circulación prevaleciente del sector norte, lo que seguirá aportando humedad en las capas bajas de la atmósfera y contribuirá a aumentar las marcas térmicas en toda la franja central del país. En cuanto a las precipitaciones, seguirán confinadas a la zona cordillerana de la Patagonia, con acumulados débiles y aislados. Mientras tanto, en el resto del país se mantendrá la ausencia de lluvias.

Hacia el viernes, la situación empezará a cambiar, luego de varios días con aporte de humedad debido a la intensa circulación del viento del sector norte, junto con el aumento de las marcas térmicas, comenzará a provocar condiciones de tiempo inestable en toda la región central del país, pudiendo generar algunas precipitaciones en forma aislada sobre la zona núcleo, especialmente hacia el final del viernes.

El país presentará dos zonas bien diferenciadas, ya que sobre la zona centro sur, el sistema frontal irá avanzando hacia el norte, provocando precipitaciones a medida que se desplaza. Mientras tanto, sobre la zona norte del territorio nacional continuarán las condiciones de tiempo cálido y cada vez más húmedo, por lo que se prevé que sea cada vez más inestable la situación.

El fin de semana, el sistema frontal irá desplazándose hacia el noreste, activando en ese sector del país importantes precipitaciones en forma de chaparrones y tormentas con acumulados importantes, especialmente entre la tarde del sábado y la primera parte del domingo. Se destaca asimismo, el nuevo ingreso de aire frío a toda la franja central del país, posterior al pasaje del sistema frontal, con una rotación del viento al sector sur que se intensificará durante el fin de semana.