«

»

La cebada en lo más alto de Latinoamérica

Con más de 300 inscriptos y disertantes de 10 países, finalizó exitosamente el 4ª Congreso Latinoamericano de Cebada, desarrollado en Bahía Blanca durante el 30 y 31 de octubre y el 1 de noviembre. Fue organizado por INTA Bordenave, junto con el Departamento de Agronomía de la Universidad Nacional del Sur, la Cámara Arbitral de Cereales de Bahía Blanca, el INASE y la Bolsa de Cereales de Bahía Blanca. Al finalizar el evento se anunció la próxima sede.

(Prensa, INTA) Tuvieron que pasar 14 años para que el Congreso Latinoamericano de Cebada vuelva a realizarse, después de aquella 3ª edición realizada en Colonia (Uruguay) en 1999, con la organización de la FAO. Sin embargo la espera no fue eterna, porque después de muchos meses de trabajo, finalizó exitosamente el 4º Congreso, realizado en Bahía Blanca.
Fueron 3 días de exposiciones, recorridas por los posters y un cálido clima compartido, puesto de manifiesto no sólo en los espacios de las disertaciones, sino también en las pausas, el coctel de bienvenida y la cena de camaradería.
Los organizadores se mostraron muy conformes con el resultado del evento, que nucleó a destacados profesionales de Argentina, Brasil, Chile, Perú, Uruguay, México, Colombia, Ecuador, España y Estados Unidos. La concurrencia por su parte, acompañó la magnitud del evento: “Tuvimos más de 300 inscriptos, la convocatoria superó todas nuestras expectativas. Y el nivel del Congreso también fue muy bueno; no sólo por las disertaciones y el trabajo de los moderadores, sino también por los posters”, afirmó el M. Sc. Fernando Giménez, miembro de INTA Bordenave y presidente de la Comisión Organizadora. “Es un orgullo haber podido continuar con un encuentro tan importante como el Congreso Latinoamericano de Cebada, que estaba discontinuado desde el año 1999. También por lo que significa haberlo podido realizar en nuestra zona, ya que es un evento sin precedentes en toda la región”, agregó el profesional. Desde la Comisión Organizadora, además, se resaltó la buena disposición, tanto de los disertantes como de los asistentes, lo que se tradujo en un clima de mucha camaradería.
El marco del Congreso permitió entregar menciones especiales a 2 destacados profesionales, precursores que marcaron las bases técnicas de la cebada en nuestro país: Hugo Savio y Juan Carlos Tomaso. El primero agradeció y con la humildad que caracteriza a las personas que han realizado destacados méritos, se preguntó si era merecedor de la distinción. Tomaso, que por motivos familiares de último momento no pudo viajar; envió una carta de agradecimiento en la que pidió que el presente sea recibido por los miembros de su ex-equipo de trabajo.
Parte de su ex-equipo de trabajo recibe el reconocimiento en nombre de Juan Carlos Tomaso.
Tanto la prensa local como nacional se hizo eco de lo acontecido en el Congreso, con 21 periodistas acreditados y radios nacionales haciendo entrevistas telefónicas en directo durante el Congreso. También diarios nacionales y portales web dedicaron gran espacio al Congreso, dado el alcance latinoamericano del mismo y el impacto que está teniendo el cultivo en la actualidad. Además, las Nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación (NTIC´s), permitieron que la situación se haya podido seguir casi en directo a través de Twitter y Facebook, como así también en la página web nacional de INTA y en la de la Experimental Bordenave.
El fin del Congreso, ocurrido sobre las 16 hs. del viernes 1º de noviembre; permitió anunciar con orgullo y gran expectativa por parte de los presentes, la sede del 5º Congreso Latinoamericano de Cebada: Colombia.-

DSC09607 (Copiar)

Parte de su ex-equipo de trabajo recibe el reconocimiento en nombre de Juan Carlos Tomaso.

DSC09372 (Copiar)