«

»

Pronostican lluvias a partir del jueves

Se esperan marcas térmicas muy elevadas en todo el país; hacia el final de la semana, se prevé el ingreso de una masa de aire frío y seco, la cual provocaría un significativo descenso de temperatura y el regreso de las lluvias.
La semana estará caracterizada por el cambio de condiciones. En el comienzo de la semana, las elevadas marcas térmicas y la estructura vertical de la atmósfera mantendrán las condiciones de estabilidad durante el martes y miércoles, mientras que la llegada de un sistema frontal frío combinado con el importante contenido de humedad provocará precipitaciones de variada intensidad a lo largo de la semana, especialmente a partir del jueves.

El resto de la jornada de hoy, se prevé que continúen las elevadas marcas térmicas en todo el país, con valores superiores a los 30ºC desde el norte de La Pampa hasta el norte del país, con algunos focos de hasta 33ºC en la zona del NOA. Estas temperaturas estarán acompañadas por una intensa circulación del viento de sector norte y por la ausencia total de nubosidad en el centro y norte del país, favoreciendo este ascenso térmico. Se destaca que si bien la humedad será cada vez más elevada, la estructura vertical de la atmósfera no permitirá el desarrollo de nubosidad y mucho menos de precipitaciones.

El miércoles, las condiciones comenzarán a cambiar lentamente. La aproximación de un sistema frontal frío y el paulatino alejamiento del centro de alta presión del territorio nacional, provocarán un incremento de las condiciones de inestabilidad sobre la región central del país. Si bien en un comienzo, se verá reflejado sólo en un incremento de la nubosidad, con el transcurso de las horas, empezarán a desarrollar precipitaciones en forma de lluvias y tormentas en las últimas horas del miércoles. Previo a esto, se espera que las elevadas marcas térmicas sigan afectando a todo el país, especialmente a la franja norte del territorio nacional.

El jueves, las condiciones de inestabilidad serán muy importantes, principalmente sobre la región central del país, y especialmente sobre el área pampeana. Estas características fomentarán el desarrollo de precipitaciones en forma de chaparrones y tormentas de variada intensidad, con acumulados moderados, variando entre 10 a 30 mm. Los fenómenos más importantes se espera que se desarrollen en el norte de Buenos Aires, sur de Santa Fe y sur de Entre Ríos. Mientras tanto, en toda la franja norte del territorio nacional continuarán las elevadas marcas térmicas, con registros superiores a los 33ºC.

El viernes, las condiciones de inestabilidad se generalizarán a toda la franja central el país, por lo que las lluvias no sólo afectarán a la región pampeana, sino que también alcanzarán la zona de Cuyo y prácticamente todo el centro y norte de la región patagónica. En tanto, sobre el norte del país, seguirán las condiciones de tiempo estable, con elevadas marcas térmicas y fuerte circulación del sector norte. Por otro lado, una importante masa de aire frío comenzará a aproximarse al territorio nacional, que durante el viernes sólo afectará al sur del país, pero a medida que avance el fin de semana, irá ingresando a todo el territorio nacional.

El sábado se prevé que sea el día más complicado en cuanto a las condiciones meteorológicas. El desarrollo de un centro de baja presión sobre el centro-este del país, provocará un significativo incremento de la intensidad del viento, sumado a las condiciones de inestabilidad presentes sobre la región. Esta situación provocará el desarrollo de precipitaciones de moderada a fuerte intensidad, con importantes acumulados de lluvia, que podrían ser superiores a los 70mm en algunos sectores puntuales. Las tormentas más fuertes se prevé que se desarrollen sobre la provincia de Buenos Aires, especialmente sobre el sur y el este provincial. Por otro lado, en el norte del país, continuarán las condiciones de estabilidad, con elevadas marcas térmicas y aún con circulación del viento del sector norte.

El domingo, las condiciones serán muy similares, con el centro de baja presión en la costa sudeste de Buenos Aires, lo que desarrollará precipitaciones de variada intensidad. Los fenómenos no sólo afectarán a la provincia de Buenos Aires, sino también a gran parte de la región del Litoral, donde los acumulados podrían alcanzar registros de hasta 50mm. Se destaca que en el norte patagónico también se observarán precipitaciones persistentes afectando especialmente Río Negro y Neuquén.

Fuente: CCA/Granar