«

»

La Ministra de Salud pidió “el compromiso de cada bonaerense para evitar el dengue”

Dijo que “es un tema de Estado y el Estado somos todos”

La provincia de Buenos Aires recordó las medidas de prevención fijadas internacionalmente para prevenir la enfermedad. Representante de OPS en Argentina avaló medidas tomadas por la Provincia.

La ministra de Salud de la provincia de Buenos Aires, Zulma Ortiz, volvió hoy a pedir el compromiso “de cada bonaerense para evitar la diseminación del virus del dengue en nuestro territorio”, y añadió que “la prevención de esta enfermedad es un tema de Estado, y el Estado somos todos”.

“Cada uno de nosotros, con responsabilidad y pequeñas acciones en nuestras casas, podemos contribuir a poner un freno a enfermedades como el dengue, la fiebre chikunguña y el zika, que son transmitidas por un tipo de mosquito que tiene presencia en toda la provincia de Buenos Aires”, recordó la funcionaria, quien agregó que “la instrucción de la Gobernadora María Eugenia Vidal es la de ponernos a disposición de cada uno de los 135 intendentes para fortalecer la estrategia de prevención”.

En tal sentido, Ortiz recordó la reunión mantenida una semana atrás con los secretarios de Salud de todos los municipios bonaerenses, en la que se analizó la situación epidemiológica y se coincidió en la necesidad de difundir y promover medidas de prevención centradas en el descacharrado.

“Todas las personas debemos estar movilizadas y participar en el cuidado de nuestro entorno, mantener los espacios limpios y evitar la dispersión de objetos que puedan acumular agua, que es el sitio propicio para la reproducción de los mosquitos”, dijo la ministra.

Explicó que “el ejemplo más común son las cubiertas de autos que quedan tiradas o recipientes que puedan tener espacios húmedos y frescos, que son los ideales para que eclosionen las larvas y se reproduzcan los insectos”, dijo Ortiz, quien aclaró que los repelentes son efectivos para prevenir picaduras, pero desde el punto de vista de la salud pública no son otra cosa más que un paliativo, porque lo que debemos hacer es evitar la multiplicación del vector”.

En declaraciones radiales, la ministra señaló esta mañana que la Provincia “ya tiene más de treinta casos de dengue confirmados, seis de los cuales son autóctonos”.

Reunión con la representante de OPS en Argentina

Ortiz recibió esta tarde en su despacho a la representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en Argentina, Maureen Birmingham, con quien pasó revista a las acciones dispuestas por el gobierno de María Eugenia Vidal ante la aparición de casos de dengue en el territorio provincial, entre otros temas de una agenda en común para desarrollar tareas de articulación técnica entre ambas partes.

Al término de la reunión de trabajo, Birmingham consideró “excelente la decisión de la ministra Ortiz de convocar a los secretarios de Salud municipales para así potenciar las acciones de prevención a nivel local, en particular las acciones domiciliarias de descacharrado”.

La representante de OPS en el país coincidió con las autoridades sanitarias bonaerenses en el sentido de que “la fumigación es una medida tardía”, y enfatizó que “la clave es evitar que el agua se estanque en el ámbito del peridomicilio”.

La cartera sanitaria bonaerense advirtió que las intensas lluvias registradas en toda la provincia pueden facilitar la reproducción de los mosquitos, por lo que pidió extremar medidas tales como eliminar objetos en desuso que puedan acumular agua (latas, botellas, neumáticos, lona, bidones cortados, tapitas, etc.); poner boca abajo baldes, palanganas y bidones; tapar los tanques y recipientes que utilizados para recolectar agua; rellenar floreros y portamacetas con arena o tierra y colocar mosquiteros en puertas y ventanas.

Como no existen vacunas para estas enfermedades, la principal medida de prevención es evitar la formación de criaderos de mosquitos en fondos, patios y jardines, por lo que Salud aconsejó vaciar los colectores de desagües de aire acondicionado o lluvia; destapar los desagües de lluvia y canaletas; cepillar el bebedero de las mascotas frecuentemente y mantener patios y jardines desmalezados.