Nada será como antes

Lo que alguna vez fue el complejo de piletas y camping del balneario municipal resurge de las aguas.
Las ruinas reposan custodiadas por los secos pero aún erguidos árboles costeros. Todos ellos, testigos de un pasado que se resiste a perderse en el olvido.

Sendas de sal en la arena
muestran su sello imborrable
paredes antes impecables
símbolos de progreso
ahora viven su regreso
desde un pasado inexorable

El azul de un cielo lejano
donde el sol apenas asoma
la laguna y más allá la loma
dejan ver el Monasterio
y de los cerros su misterio…
Puan es a ti a quien nombran

Caminar sobre tus costas
poblada de gaviotas errantes
de la soledad amantes
las observo y las comprendo
seguro estarán sabiendo
“nada será como antes”.

Por Fernando Sánchez
Fotos: Lorena

También podría gustarte Más del autor

1 comentario

  1. Mare dice

    Hermoso como triste…Nostalgias de otros tiempos

Los comentarios están cerrados.