El Museo se sumó a la celebración por el Día Nacional del Tango

“Tango y Patria” se denomina la nueva propuesta cultural que el Museo Ignacio Balvidares puso en escena hoy en horas de mañana, sobre la esquina de la Avenida San Martín y Garay.
La iniciativa fue organizada con el objetivo de cerrar el año del Bicentenario y, a la vez, adherir al Día del Tango, a celebrarse mañana sábado 11 de diciembre.
Parecía un viernes más de diciembre en Puan, pero no fue así porque las notas musicales y los sones típicos, poco a poco poblaron el ambiente de la zona céntrica, como pidiendo permiso para traer a estas tierras un pedacito de la música del 2 x 4.
Rubén Peña (piano) y Juancito Desch (bandoneón) formaron la orquesta típica que le sacudíó la monotonía y puso una pincelada de originalidad al trajín de la mañana.
Un grupo de abuelos del Hogar Melvin Jones los seguía atentamente. La música parecía, por momentos, agregarles un brillo en sus ojos, en una silenciosa invitación a evocar recuerdos. Y a transitar con ellos por los andenes de la nostalgia de otros tiempos milongueros.
“Este tipo de muestra se denomina “instalación”, sería como asomar el museo a la esquina con esta exposición de Tango y Patria”. Estamos exhibiendo partituras y letras de tango, y desde las 10 de la mañana los transeúntes pueden apreciar a un dúo tocando en la vereda”, explicó Silvia Iturrios, directora del MIB.
La muestra que se extenderá hasta las 17 horas, emplazó en la esquina instrumentos musicales que pertenecieron a la antigua banda de Puan, tales como bajo, tuba, fliscorno contralto, saxo contralto y trompeta. Además, se colocaron las siluetas de dos bailarines de tango que tienen la particularidad de tener un hueco a la altura de sus rostros, para que el público pueda posar y tomarse fotografías.
“Estos objetos son del museo y otros, como los instrumentos, fueron cedidos para la muestra de hoy”, confió Iturrios.
Otro de los atractivos fueron una serie de fonógrafos, vitrolas, tocadiscos y los primeros reproductores de cinta que fueron marcando la evolución de la tecnología de audio.
“Elegimos fusionar Patria y Tango, ya que este género posee en sus letras varias alusiones al sentimiento patriótico. Podemos mencionar “Acorazado Rivadavia”, de Ángel Villoldo y otra versión de Carmelo Liparini, con motivo de sus incorporaciones a la Armada Argentina. “Acorazado Moreno”, de Fortunato Cardullo. Con idéntico motivo que los dos anteriores. “Fragata Sarmiento”, de Luis Conde, dedicado a la Fragata del mismo nombre.
Otros exponentes son “25 de Mayo”, de Eduardo Arolas; “Curupaytí”, de Augusto Pedro Berto; “Cancha Rayada”, de Alejandro Rolla y “Primera Junta”, de Alfredo Bevilacqua”, explicó.
En horas de la tarde estaba prevista la visita de alumnos de las escuelas de Puan para apreciar la muestra y compartir un video de dos jóvenes bailarines de tango.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.