Volvió el basquet a Puan

Tras casi 20 años sin esta actividad en el pueblo, el entrenador Hugo Verdecchia logró convocar a medio centenar de pibes interesados en esta disciplina que están trabajando desde hace algunos meses, apostando al crecimiento de este deporte.
El sábado, en el Polideportivo, se realizaron partidos exhibición, con la presencia de dos clubes invitados: Independiente de Pigüé y Deportivo Sarmiento de Suárez.

Ayer en horas de la tarde se jugaron una serie de cotejos entre chicos y chicas de las categorías menores de la localidad. Mientras tanto, los juveniles puanenses enfrentaron a sus similares de Pigüé.
Como broche final, los mayores de Independiente y de Deportivo Sarmiento disputaron un encuentro de nivel profesional muy parejo, del que salieron ganadores los pigüenses.
En un intervalo de los partidos, Todas las Voces dialogó con el entrenador local Hugo Verdecchia, quien se mostró muy entusiasmado con el impulso que este deporte va tomando en Puan.
“Después de mucho tiempo, está renaciendo esta actividad, por eso invitamos a gente que está trabajando en básquet desde hace mucho tiempo, como el Club Independiente de Pigüé. Ellos, muy amablemente, han venido para colaborar en este proyecto. Este deporte recién está surgiendo, lo mejor que tenemos son los chicos, y en segundo lugar un gimnasio con el que no cuentan en otras localidades”, explicó.

Apostar a un proyecto

El orientador definió al básquet como un juego complicado, difícil de aprender, porque lleva tiempo y coordinación.
“Por eso, hoy vamos a tener un partido de primera división entre Independiente y Deportivo Sarmiento, dos equipos que militan en la Liga de la Zona Sur. La idea es darle la oportunidad a la gente de ver de qué se trata hoy el básquet. Nosotros, con este tipo de eventos, tratamos de sumar y apostar a un proyecto local a largo plazo”, señaló.
En ese mismo sentido, a principio de año, Verdecchia y sus dirigidos viajaron a Bahía Blanca para ver el partido de Primera División entre Estudiantes y Atenas de Córdoba.
“La tarea de entrenar y formar a los chicos lleva mucho tiempo, estamos trabajando a nivel municipal y del Centro de Educación Física (CEF). Empezamos con los más chiquitos, de nivel Pre-Mini y Mini.
En este momento tenemos unos 50 chicos trabajando, habíamos arrancado con 20 y después se fueron sumando más.
Otro dato es que también vienen chicas, y como el lugar predispone a la práctica de deportes colectivos, ellas también se pueden juntar para practicar”, reconoció.
Durante la semana, hay dos días de entrenamiento, pautados en determinados horarios.
Según Verdecchia, aun no se prevé armar un equipo competitivo, porque primero se debe lograr el afianzamiento de este deporte, con el consiguiente crecimiento en la parte de rendimiento.
“Ése es un poco el objetivo, deberemos esperar a ver cómo se sucede todo y a la par ir aprendiendo de las localidades que están trabajando desde hace mucho tiempo”, finalizó.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.