Reglamentaron y crearon el Centro Municipal de Sanidad Animal y Zoonosis

Después de haberse presentado en estos últimos meses proyectos para mejorar el funcionamiento de la perrera y la creación de un centro municipal de control de zoonosis, presentados por el Municipio y el bloque de concejales del PJ-FpV, se resolvió unificar el contenido de los mismos en una ordenanza.
El organismo tendrá como objetivo fundamental, elaborar, desarrollar e implementar políticas de salud adecuadas para la preservación de la salud humana y animal que mediante la prevención, promoción, protección y asistencia, garanticen la eliminación o disminución de las enfermedades.
En el marco de estas funciones, se establece que deberá implementar el tratamiento antiparasitario de los perros, así como la aplicación de todos los métodos preventivos contra la zooantroponosis.
El departamento sanitario funcionará en Bordenave y trabajará mancomunadamente con cada una de las dependencias municipales.
En la ordenanza se aclara que “no tendrá incumbencia en la atención o tratamiento de personas mordidas o atacadas por animales domésticos y de aquellas que sean portadoras de enfermedades zoonóticas.”
También se indica que el alojamiento de los animales deberá hacerse en espacios adecuados, asegurando que se les provea agua, comida, suficiente ventilación y atención veterinaria.
Por otra parte, se determinó que deberá realizarse un registro que identifique a cada animal, con características físicas del mismo, desparacitación, vacunación, profesional a cargo, fecha y motivo de egreso con datos personales de quien lo retira.
Además, el ente registrará información de las actividades realizadas y hará campañas de difusión sobre los beneficios de las castraciones, reforzando la importancia de la adopción como medida de incorporación de animales a los ámbitos familiares.
Los vehículos para el traslado de los caninos tendrán que estar debidamente identificados y acondicionados para el traslado de lso caninos.

Prohibición de sacrificios de animales

En uno de los artículos de la ordenanza, se declara al municipio de Puan como “no eutanásico” entendiéndose como tal, la prohibición del sacrificio de animales domésticos.
“Todo animal canino que sea capturado en la vía pública que esté sin dueño o abandonado o que produzca daños o problemas a terceros será recogido y albergado en el centro, teniendo en cuenta que ante el reclamo de propietarios será devuelto previo pago establecido en la ordenanza fiscal impositiva vigente,” se explica en el contenido de la legislación.
“Serán considerados animales sin dueños aquellos caninos que no posean la identificación correspondiente según lo establece la ordenanza de registro de animales caninos; tampoco aquellos que no hayan sido reclamados y comprobados su propiedad.
Pasado los 30 días de permanencia en el centro, todo animal podrá ser adoptado por un nuevo dueño mayor de edad, sin opción a reclamo por parte del anterior propietario,” agregan en la ordenanza.
Otra de las funciones del organismo, será la esterilización quirúrgica masiva, sistemática y preferentemente temprana a fin de alcanzar el equilibrio de la población de perros y gatos.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.