Puan: Los amantes del buen vino se suman a la propuesta de Gauchezco

El martes, desde las 21 horas, en “Don Carlos, Vinos y Delicatessen”, ofreció una velada de degustación para clientes, organizada por la afamada bodega ubicada en el Departamento de Maipú, a orillas del Río Mendoza. Diario de Puan estuvo invitado y pudo dialogar con Lucas Dalla Torre, Director Comercial de Gauchezco.

“Esta noche tenemos cuatro vinos: un Reserva Malbec, otro de la Línea Plata, un Gran Reserva Cabernet Sauvignon; también agregamos el Oro Malbec Gualtallary y por último un espumante cien por ciento Pinot Noir, de nuestra Finca Barrancas. Son distintos rangos y variedades”, comentó el directivo.

El recorrido por la zona también preveía presencias en Coronel Suárez y en Bahía Blanca, a fin de apoyar a los clientes, trayendo un formato de degustación para las distintas vinotecas. “Así la gente nos sigue conociendo”, comentó Lucas Dalla Torre.

La bodega comenzó en el 2007, cuando los actuales dueños compraron un viñedo de gran trayectoria, fundado en 1881 por Tiburcio Benegas, en aquel entonces Gobernador de la Provincia de Mendoza.

El lugar de producción constituye un terroir reconvertido con plantas más jóvenes, pero se siguen conservando muchas de cien años o más, con lo cual se establece un promedio de edad de 70 años.

“Allí tenemos a “La Nona”, un ejemplar de Chenin Blanc que, según nuestros cálculos basados en el diámetro del tronco, supera los 120 años.  Sigue dando uvas pero no las cosechamos, la conservamos como emblema”, contó.

También en el Valle de Uco

La finca principal de Gauchezco está en Maipú, pero se ha ido desarrollado con productores de la zona del Valle de Uco.

“Nosotros firmamos contratos, por los cuales regulamos la compra de uvas. Por eso, nuestros vinos no solo vienen de Maipú, sino que, dependiendo del segmento de precios y de las distintas variedades, seleccionamos los viñedos de donde nos llega la materia prima”, amplió.

La firma situada en zona maipucina, se asienta en la región denominada Barrancas, prácticamente a orillas del Río Mendoza.

“Estamos en lo que fue alguna vez el lecho del caudal, se llama Barrancas porque los límites de nuestra finca quedan comprendidos entre el río por un lado, y el sector del barranco, por el otro, hasta donde en otras épocas llegaban las aguas del “Mendoza”

Muy buenos resultados

Se trata de un viñedo situado a 820 metros sobre el nivel del mar (m.s.n.m), con temperaturas superiores a las del Valle de Uco, este último ubicado a más altura, allí se encuentran fincas a más de 1000 m.s.n.m

El hecho que estén linderos al río, hace que exista un aporte de aire fresco desde la montaña. Los Andes otorgan esa característica, lo que se refuerza con el arribo de agua proveniente de deshielos.  En este clima crecen las uvas, con días calurosos y noches muy frescas.

“Por tal motivo, producimos varietales con un tiempo de madurez más largo que el del Malbec, por ejemplo el Cabernet Franc, el Petit Verdot y el Cabernet Sauvignon, que se dan muy bien. Son varietales que precisan más tiempo de madurez, provenientes de ambientes un poco más fríos, por eso no terminan de madurar completamente.

En nuestros viñedos de Maipú tenemos muy buenos resultados, particularmente con esas tres variedades. Estamos muy contentos”, reconoció.

Gauchezco Oro

Actualmente, el producto “vedete” es el Gauchezco Oro, que posee un rango mayor. Se trata de tres tipos del denominado cien por ciento Malbec, hecho con uvas cosechadas de tres zonas distintas del Valle de Uco.

-De la zona Paraje Altamira, al sur, a unos 1000 m.s.n.m.

-De Los Árboles, en la zona centro, a 1250 m.s.n.m.

-Gualtallary: es el sector más alto donde hoy se produce uva en Mendoza, a 1350 m.s.n.m

Con el Gauchezco Oro, el año pasado, nuestro enólogo fue distinguido como el “mejor enólogo menor de 40 años de Argentina”. Se trató de una degustación a ciegas, en la que participaron varios enólogos y cada uno de ellos debía llevar un vino.

El Malbec Gualtallary fue elegido en primer lugar, como “El Vino de la Cata”.

“En 2017 había quedado segundo y en la última cosecha, la 2015 volvió a salir segundo, eso habla de la consistencia de ese vino, y más teniendo en cuenta que se trata de una degustación entre colegas”, dijo.

Mercados

Gauchezco tiene presencia en unos 20 países, a pesar de ser un proyecto joven iniciado en 2007. En el 2012 comenzaron a exportar. Y en 2014 se inició su comercialización en Argentina.

“Los gustos en  los países varían mucho, aunque nosotros mandamos el mismo tipo de vino que se consume acá. Algunos destinos son Estados Unidos, Canadá, Europa, Brasil, Hong Kong y otros puntos de China.

 La preferencia de esos mercados está marcada por el Malbec y después vienen el Cabernet Sauvignon y ahora,  de a poco, por el Cabernet Franc también.

Recibimos premios en diferentes concursos, y reconocimientos del periodismo especializado.

El Malbec Gualtallary ha sacado 95 puntos en tres cosechas distintas y así otros tantos.

No somos una bodega en la que nuestro argumento de venta sea el puntaje, sino que preferimos invitar al consumidor. Es  decirle “vení, descorchá una botella y probalo”.

No queremos defraudar al cliente, por eso estoy acá, si no enviaría las cajas con los vinos, solamente apelando al argumento del puntaje. En ese caso, tampoco haríamos estas degustaciones”, señaló.

Cerca del cliente

Para Dalla Torre, a los puntajes “hoy los tenés y mañana no”, ya sea porque el periodista dejó de trabajar en este circuito o se cambio de país para especializarse en otros vinos.

“El cronista nuevo, por ahí, no tiene el mismo estilo que el  anterior, llega con otros gustos y si antes con el mismo vino, tenías 95 puntos ahora te dan 92. Eso no va en detrimento del vino, sino porque ha cambiado el gusto del evaluador”, confió.

Mano de obra intensiva

A causa de la crisis económica este negocio también nota una retracción, pero eso no hace mella en el grueso de la comercialización.

“Nosotros estamos en un momento de expansión de ventas, cubriendo canales en materia de exportación y con presencia en el mercado argentino. Es momento de seguir invirtiendo y apostando”, aseguró.

Consultado acerca de las fuentes laborales que genera la actividad, el Director Comercial de Gauchezco comentó que su empresa da trabajo a 25 familias. “Tenemos operarios de finca, porque los viñedos requieren mano de obra intensiva, todo es prácticamente manual, como la poda, la atadura y otras labores propias del viñedo. Allí ha seis casas, en distintas puntos del predio destinadas como viviendas de los operarios que, de paso, cumplen tareas de seguridad y cuidan todo”, puntualizó.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.