Proyectan un emprendimiento cultural e innovador para Puan

En diálogo con TODAS LAS VOCES PUAN, Claudia Ugarte,  desde la Biblioteca Popular Bernardino Rivadavia, adelantó que la arquitecta Susana Torre, nativa de nuestra localidad y una de las profesionales del diseño con más prestigio internacional, propone desarrollar un proyecto cultural.

Para ello, dicha institución, junto a otros sectores, recopiló variedad de información y la llevó a Carboneras, España, actual residencia de la arquitecta. La encargada de esta gestión, fue la bibliotecaria Claudia Ugarte, quien viajó con todos los gastos pagos para trabajar en la iniciativa que, cuando esté concluida, será dada a conocer.

Además, la Municipalidad de Puan cedió un terreno en el predio del ex parque Ceferino Namuncurá para su realización.

– En enero de 2017, Susana Torre, visitó Puan con la idea de dejarle algo a su pueblo de origen, a partir de ahí surgió esta invitación.

-Después de aquella visita, ella me invitó a visitar la localidad de Carboneras, España, lugar donde ella vive, para colaborar con su proyecto. Todavía no lo tiene bien definido, por eso necesitaba conocer el Puan actual. Ella se fue cuando tenía 7 años y hoy la realidad es otra.

Previo a mi viaje, tuve que recaudar un montón de información. Recibí la colaboración de mucha gente, así que reunimos todos esos datos, más lo que realizamos en la Biblioteca. Susana ahora está viendo qué puede llegar a hacer.

Aportamos informes sobre la cantidad de población de adultos, adolescentes y niños, qué actividades se desarrollan en verano e invierno, eventos culturales locales y de la región.

La municipalidad de Puan nos dio un terreno para este futuro proyecto que sería en la zona del ex parque Ceferino Namunurá. También se estudió todo el terreno, sus dimensiones, las vistas con las que cuenta y su historia.

Cora Biondini, desde Turismo, también nos dio muchísima información, ustedes a través de Todas las Voces Puan, el arquitecto Ariel Rueda colaboró muchísimo, Mariela Lafitte recopilando datos, y Cristian Pacheco y Carlos Denegri, mediante un drone, filmaron la zona para que Susana pudiera ver el lugar.

También Rodolfo Otero aportó material, Sandra Amaya a través del Registro de las Personas, Graciela Cepeda, Marta Anzoátegui, quien me acompañó hasta Madrid y me hizo el viaje más aliviado.

Por otra parte, los alumnos de cuarto grado A y B de la escuela donde trabajo, trabajaron en una lluvia de ideas desde donde salió la inquietud de construir desde un planetario hasta clubes de arte, entre otras propuestas.

Tenemos muchísimas cosas en Puan pero yo quería saber a través de ellos qué les estaba faltando.

-¿Cuál sería el aporte de la Arquitecta?

-Con todo ese material está trabajando, viendo qué se podría llegar hacer. 

Nosotros, desde Biblioteca, estamos colaborando pero nos sabemos qué se llevará a cabo así que quedamos a su disposición, súper agradecidos por su invitación. Es muy llamativo y poco común que un puanense guarde lazos tan fuertes con el lugar dónde nació, su infancia, y quiera dejar algo en su pueblo. La verdad no recuerdo que esto haya sucedido anteriormente.

Y por otro lado, que ella me haya elegido para ir, es un privilegio para mí.

-¿Qué experiencia te dejó este viaje?

-Fue una hermosa experiencia. Conocí la biblioteca de Carboneras que depende del Ayuntamiento, es muy grande y cuenta con mucha facilidad para realizar actividades. Estoy encantada de haber conocido el lugar y quedé en contacto con la bibliotecaria de allá, y le conté acerca de los trabajos que desarrollamos en nuestra institución.

Fue un viaje increíble y estoy muy agradecida.

– ¿Cuáles son los pasos a seguir?

-Veremos, quizás ella vuelva para ver cómo plasmar el proyecto.

Tenemos que ver cómo continuará y cómo se llevará a cabo su diseño. Es un camino largo.

– ¿Qué has podido observar en cuanto a sus preferencias?                     

-Es una incógnita total, pero vi que está muy enfocada en los niños, está queriendo salir de la tecnología, buscando que los chicos creen, imaginen y se manejen sin alguien que los dirija. Está muy entusiasmada con todo. El trabajo que realizamos fue de cuatro horas diarias, fue una semana de trabajo intenso.  

Recuerdos de Infancia

Susana Torre durante su visita a Puan
(Enero de 2017)

No soy nostálgica, soy de las que piensan que no todo tiempo pasado fue mejor, aunque acá pasé años muy felices, que fueron los de mi infancia. Tengo un gran afecto por Puan y me gustaría dejar algo de mí; seguramente ese algo va a tener que ver con la Biblioteca.

Los momentos felices que pasé de niña fueron parte en casa de mis tíos Delia y Eduardo, leyendo sus libros. Tenían unas colecciones fabulosas. Aprendí a leer y a escribir a los cuatro años con la señorita Bartolomé. Por eso, me emocioné mucho cuando la biblioteca me obsequió hoy un cuadro de ella.

Además, he diseñado bibliotecas, es un tipo de lugar que me apasiona. Y la de Puan, tiene una sala de lectura que lleva el nombre de mi padre (Alfonso Torre).

La casa de mis abuelos paternos está donde hoy se funciona el Instituto María Susana. Me fui de Puan siendo muy niña y regresé por primera vez hace unos 30 años, esta es mi segunda venida”.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.