Dra. Lucrecia Baglioni sobre el coronavirus: “No hay que tener miedo”

La Directora de Salud del distrito, en diálogo con Todas las Voces Puan, informó sobre los síntomas de la enfermedad y llevó tranquilidad a la población. “Pedimos que se queden tranquilos, los protocolos ya están establecidos. Estamos completamente informados. No hay que tener miedo, sino ocuparse de lo que va a pasar,” solicitó.  

-¿Cuáles son los síntomas que presenta el coronavirus a diferencia de una gripe común?

-Es un cuadro viral similar a una gripe, pero el problema es que el cuerpo humano no tiene defensas debido a que se trata de un germen nuevo.

Como es un virus, no se trata con antibióticos y además no hay tratamiento antiviral. La gente sana, sin factores de riesgo, va a atravesar el cuadro como una gripe común. Y la gente adulta que está incluida en los grupos de riesgo, como personas con insuficiencia respiratoria, diabetes, o alguna enfermedad previa, puede ser que tenga alguna otra complicación.

En una gripe común, como las que tenemos todos los inviernos, hay gente que termina con neumonía por esos cuadros, y lo mismo puede pasar con el coronavirus.

-¿Han tenido reuniones en Región Sanitaria por estos temas?

-Sí, y puedo decirles que estamos mejor preparados que en el 2009 cuando fue el inicio de la Gripe A. Estamos mejor preparados porque ya tenemos experiencia y los protocolos armados.

Cuando tenemos un caso sospechoso, ya sabemos qué debemos hacer y dónde tenemos que mandar las muestras y qué pasos seguir. A su vez, Región Sanitaria, que nuclea a todos los municipios de la zona, está armando un comité de emergencia con todos los hospitales tanto públicos como privados de Bahía Blanca. A su vez, ese comité informa a los Municipios y Directores de Salud  sobre las medidas que se irán tomando, de acuerdo a las novedades oficiales y no por los contenidos e informaciones sensacionalistas de la mayoría de los medios de comunicación.

Dependemos mucho de la conciencia de la gente. Cuando una persona llega a Ezeiza, antes pudo haber tomado un ibuprofeno y esto hace que no se le noten síntomas.  Por ejemplo, en Seguridad de Frontera, en Bahía Blanca, cuatro días antes de que cualquier barco arribe, piden que el capitán de ese barco informe si alguien está enfermo o con alguna sintomatología.

La persona tiene la obligación de informar su estado de salud, lo mismo sucede en los aeropuertos. Es importante que allí, cuando complete la declaración jurada, no mienta.

-¿El contagio se produce por vía aérea?

-Se contagia de la misma manera que una gripe por las secreciones, por eso es muy importante que cuando una persona tosa se cubra la boca, eso junto al lavado frecuente de manos y correctos  hábitos de higiene. Por ejemplo, no compartir el mate, los vasos, cubiertos, etc.

El lavado de manos es una de las principales medidas que nos están inculcando. No sólo con alcohol en gel, si estamos en casa podemos hacerlo con jabón.

-¿El virus queda en superficies como pueden ser picaportes, puertas, mesas o asientos durante un tiempo?

-Sí. Otro problema que estamos teniendo es que en realidad los informes científicos oficiales llevan muchos pasos para chequear que la información sea verídica antes de publicarlo. Como el coronavirus es tan reciente, por ahí no tenemos información tan específica y segura de lo que nos publican. Lo que están dando a conocer es muy sobre la marcha debido a la velocidad de propagación. Es muy nueva para saber que la información sea bien certera.

Puede suceder, que en un informe nos digan que el virus dura dos horas en una superficie y en otro, por ejemplo, de origen alemán, nos aseguren que permanece por 24 horas. Esto no es porque estén mal hechos, sino porque no contamos con experiencia debido a que es muy nuevo.

-También debemos luchar con otro factor que es el miedo y la desinformación…

-La prensa está muy abocada al coronavirus, y no es que eso esté mal, pero por ejemplo, en la provincia hay casos de dengue y también de hantavirus, y también hay que dar a conocer medidas de prevención.

Cuando empiece la época de escuela, hay que seguir reforzando la vacuna antigripal  y las campañas de vacunación sobre sarampión. Hay un montón de enfermedades en las que estamos insistiendo y en especial, la de vacunar a los chicos en el ingreso escolar.

El coronavirus tiene mucha prensa, pero no debemos olvidarnos de todo lo otro, y evitar  generar ansiedad.

-Hay quienes piensan que la vacuna de la pulmonía y de la gripe puedan prevenir el nuevo coronavirus… ¿Esto es real?

-No hay vacunas para coronavirus hasta el momento. Le preguntamos al Director General de Región Sanitaria y ellos oficialmente no tienen información sobre vacunas de coronavirus. Sí hemos leído que están estudiando la posibilidad de una vacuna, pero no existe información oficial.

Cuando salga la vacuna nueva antigripal, será solamente para gripe y no para coronavirus. Esto va ir cambiando semana a semana.

-Igualmente, usted recomienda que la gente se vacune contra la gripe.

– La vacuna antigripal es obligatoria para ciertos grupos etarios: menores de 2 años y mayores de 65 años aunque no tengan factores de riesgo. Y en el medio, están las personas que tienen factores de riesgo como alguna enfermedad de base.

Por ejemplo, cuando hay casos de gripe, nosotros lo reportamos a Región Sanitaria donde se hacen estadísticas para saber los picos de cada enfermedad, a nivel municipal, regional, provincial y nacional.

Como el año pasado el pico de enfermedades virales se atrasó, es probable que las vacunas lleguen un poco más adelante de marzo. Cuando lleguen, estaremos informando.  

 Otro tema: Cumplir con el calendario de vacunación

– ¿Las familias cumplen con el calendario de vacunación?

 -En las localidades que son chicas, como las nuestras, sí. En la última campaña de sarampión que fue en el 2018, en el 2019 no nos tocó hacerla, la gente tuvo una muy buena adhesión.

Tenemos mejor adherencia en los lugares chicos que en los grandes, pero esto es porque la vacunadora los conoce y se los va llamando a medida que deben ir a vacunarse. También les pedimos a los pediatras que nos ayuden y cuando hay campañas, salimos a todas las escuelas. Entonces, todos los chicos que están escolarizados, se les avisa que estamos vacunando.

-Es preocupante el movimiento anti vacunas…

-Ese es un gran problema para la Salud Pública. Si no hubiera un movimiento anti vacunas, por ejemplo, no tendríamos sarampión.

Y no es una cosa menor, ya que enfermedades que teníamos erradicadas por el movimiento anti vacunas, volvieron a estar. Uno no vacuna a un hijo porque es su hijo, lo hace pensando en la población, para que no contagie a otro.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.