Proponen eximir del pago de tasas a comerciantes del distrito

La iniciativa del Frente de Todos busca paliar los efectos económicos derivados de la pandemia que ha venido paralizando gran parte de la actividad comercial. La eximición alcanzaría dos bimestres de la Tasa de Seguridad e Higiene, a partir del 1 de Junio de 2020, más la reducción de un 50% en el pago del mismo tributo por 60 días, posterior a la fecha de finalización del Aislamiento, Social, con la posibilidad de prorrogarlo si la condición de emergencia persiste.

Por sugerencia de los Concejales de Juntos por el Cambio, el proyecto pasó a comisión para evalúe el impacto que tendría en la recaudación municipal

El último viernes, en el recinto del Honorable Concejo Deliberante, los concejales Paola Negrette y Emiliano Stadler, presentaron un Proyecto de Ordenanza para eximir, en el marco de la emergencia sanitaria, del pago de la Tasa de Seguridad e higiene, a los comerciantes del distrito de Puan que vieron afectada su actividad desde el 20 de marzo de este año.

Los ediles pidieron que la eximición alcance dos bimestres, a partir del 1 de Junio, y la reducción de un 50% del pago por 60 días, posterior a la fecha de finalización del Aislamiento, Social, Preventivo y Obligatorio, prorrogable si la condición de emergencia persiste.

En los Vistos y Considerandos, los concejales se refieren a la pandemia mundial del Covid-19 como generadora de “un fuerte impacto en nuestro país, no solo en materia de salud sino también en el sistema económico”.

“Transcurridos 77 días el anuncio e implementación de la medida Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio en pos del cuidado de la salud de cada uno de los habitantes, la situación económica, social y productiva de nuestro distrito se vio realmente afectada”, señalaron.

Y señalaron al Estado como el encargado de “hacer el mayor de los esfuerzos por llegar a cada vecino de nuestro distrito, y acompañar a quienes día a día, con su compromiso y trabajo, contribuyen con sus actividades al desarrollo económico”.

El escenario de los comerciantes –expresaron en el Proyecto–  es realmente complejo en lo económico y el Estado debe utilizar las herramientas a su alcance para acompañar a los afectados.

“La prórroga de la Tasa de Seguridad e Higiene es una herramienta viable que fue presentada en dos ocasiones ante el Comité de Crisis de Puan sin obtener respuesta. La Cámara de Comercio, Industria, Productores y Propiedad de Puan también solicitó la prórroga de la Tasa, al conocer perfectamente la situación de vulnerabilidad de los comercios.

El agravamiento de la situación económica de los comerciantes continuó hasta la actualidad, elevando la propuesta inicial de “prórroga” a “eximición” de la tasa, directamente”, finalizaron.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.