Rubén Menéndez: “La política juega al desgaste”

La áspera relación entre la Sociedad de Beneficencia del Hospital Darregueira y el municipio pasó a dirimirse el ámbito legal, luego de que ambas partes recurrieron al intercambio de cartas documento para saldar un conflicto que vino agravándose con el tiempo. El reclamo de una millonaria deuda al municipio fue subiendo de tono. Esto derivó en un ultimátum de la comuna para exhortar a la comisión a decidir si continuaba bajo la órbita municipal o volvía a operar como prestador privado de salud.

Rubén Menéndez, representante legal de la Sociedad de Beneficencia, en diálogo con este diario digital, opinó sobre los conceptos vertidos por el intendente Castelli en la conferencia de prensa realizada la semana pasada.

“Faltó a la verdad en muchas de las cosas que dijo. Nosotros tenemos los comprobantes para hacerle ver eso”, expresó.

-En la conferencia de prensa, el intendente habló de un límite de tiempo

-A toda carta documento se le responde con otra carta documento.

-¿Cuánto dinero le debe el Municipio al Hospital?

-Entre 10 y 11 millones de pesos, más los intereses. De eso, unos 6 millones pertenecen a cargas sociales, situación en la que somos nosotros los que aparecemos como deudores. Son temas posibles de arreglar, podríamos obtener una moratoria. Los otros 4 millones son en concepto de viandas. Le prestamos ese servicio de cocina al Municipio cobrando una ínfima cuota de 50 pesos por plato.

El intendente nos cambió el panorama. Tenemos documentadas las llamadas que le hicimos, fueron más de 20, donde nos contesta “que mañana”, “que pasado”. No nos retiramos del diálogo. Pero si ante los llamados, una persona no responde y te debe, uno termina enviándole una carta documento.

-¿Eso llevó al desgaste de la relación?

-La política juega al desgaste. Somos gente común y silvestre, estamos en muchas comisiones encargadas de mantener las deficiencias del Estado. Las instituciones relacionadas a la cultura, el deporte o la salud están cumpliendo con actividades que debería desarrollar el Estado. Estamos trabajando gratis, haciendo lo que otros no hacen.

Los políticos trabajan para ellos y para su política, no para la gente, y acá hay que laburar para el bien de la comunidad. 

Este Hospital es del pueblo. Ahora… ¿Ellos dónde piensan brindar la salud? ¿En Puan? No tengo nada con Puan, porque, con la pandemia, no hubo problemas en atender en Darregueira los partos y allá a los pacientes de Covid.

No estoy en contra de la persona de Facundo Castelli, sino que tengo diferencias con el intendente de Puan, como en su momento me pasó con Astorga, López o Gutiérrez.

Ahora, con todo esto, han aparecido memes con mi fotografía. Se de dónde vienen, pero mientras no toquen a mi familia, yo me las banco.

Soy el representante legal de la Sociedad de Beneficencia del Hospital, y cualquier cosa que pase me puede afectar en mis cuentas, cualquier telegrama o nota me llega a mí. Y lo asumo en forma gratuita, nadie me puede enrostrar lo contrario. Los políticos no entienden, a mí nadie me da dádivas.

-¿Cuando esta situación se venía complicando, no pensó en recurrir al diálogo con el ex legislador provincial Horacio López?

-Recuerdo que en sus tiempos de Intendente, los médicos y el ambulanciero pasaron a ser pagados por el municipio. No tendrían que haberlo hecho así, era plata que le correspondía al Hospital. Así empezó a caer en decadencia. En el 2012, en una de las últimas asambleas,  advertí que si el Hospital seguía firmando ese convenio, se daría contra una pared y se fundiría. Les dije: “dentro de cinco años me van a volver a buscar, y así fue”.  A mediados del 2017 se realizó una auditoría y se acordó el comodato con el municipio.

-¿Hay un respaldo de la comunidad hacia el hospital? ¿La gente toma dimensión del problema?

-Algunos sí, sobre todo quienes participan de las instituciones sí. El resto se va a dar cuenta si cierra el hospital.

-Darregueira llegó a tener un Hospital y una clínica privada. ¿Cómo pudo llegar la situación hasta este punto?

-Cuando creíamos que ambos establecimientos se fundían, me reuní con el Dr. De Martino. Él trasladó a todo su personal, inclusive médicos, y hasta él mismo pasó a ser parte del hospital, jubilándose allí. Fue un gesto de grandeza del doctor para que Darregueira siga teniendo un servicio de salud.

-¿Cuál es el costo operativo mensual del Hospital?

-Por pago de personal, son más de 4 millones de pesos, por insumos unos 600 mil pesos. En total, alrededor de 7 millones de pesos.

-Teniendo en cuenta la cantidad de habitantes de Darregueira… ¿Sería descabellado hacer un fondo solidario para ayudar a sostener el hospital?

-No es necesario. La gente paga a través de su obra social, el hospital tiene convenios firmados con las prestatarias de salud. El vecino que tienen poder adquisitivo y no tiene mutual debe pagar.  El que no puede hacerlo, estaba incluido dentro del cupo den 10 camas en alquiler que pasaban como del Gobernador Ugarte de Puan. Esas desaparecieron. Con eso, atendíamos a los indigentes.

En el 2012, el convenio con López fue de igual a igual, sin deudas a proveedores ni por cargas sociales, y con tres meses de sueldos adentro.

Pero con el tiempo la cantidad de indigentes aumentó, por circunstancias de solidaridad se firmó un convenio con el municipio. En realidad, es la comuna la encargada de prestar la salud en Darregueira.

En nuestra localidad, en salud, nunca tuvimos nada a nivel municipal. Acá todo se realizó por voluntad y trabajo de los viejos del pueblo. En el resto de los pueblos hay hospitales y unidades sanitarias menos en Darregueira. Acá tenemos el Centro Integrador Comunitario, pero no es un lugar para atender la salud, sino para otras tareas. Además, ese edificio se construyó con dinero de la Nación. No hay que faltar a la verdad.

-¿Una enfermera del Hospital que pasa al sistema municipal cobraría lo mismo o menos?

-Nosotros dimos la opción y ninguno de los cincuenta empleados quiere pasar al Estado.

Esto pasa porque, al municipio le das un triciclo y lo choca. Los datos de 2019 dicen que Puan es uno de los distritos de la Provincia que más coparticipación recibió.

En Darregueira llevamos 75 años manejando el Hospital. Te lo dimos (al municipio) un año y medio y ya lo estrellaste… ¿Por qué no lo podés manejar? ¿Quién tiene la razón? Yo Hablo con hechos, no con palabras. Y aclaro que no tengo aspiraciones políticas.

El comodato con la municipalidad no era malo, le dábamos el servicio y ellos lo manejaban, ponían el Director, decidían cómo eran las guardias, la atención a los carenciados y la parte política y sanitaria.

-¿A los médicos los paga el municipio?

-Los incluyeron en el staff del Ente de Salud. Mientras fueron médicos dependientes del Hospital nunca cobraron nada, solo por lo que recaudaban en sus consultorios. Las camas coparticipables se las dábamos al municipio para que las cobrara. Más o menos, del costo total de una consulta, $ 100 quedan en el hospital. Hoy hay un déficit de $ 3.500.000.

No olvidemos que el intendente cerró el Hospital el 1 de febrero de este año y no fue por la pandemia (Refiriéndose a la declaración de la Emergencia Sanitaria).

Esa es otra de las faltas a la verdad, a mí me daría vergüenza. Los concejales del oficialismo, al momento de votar la emergencia, levantaron la mano, los únicos que se opusieron y salieron en defensa fueron los concejales del Frente de Todos. Fue inentendible, teníamos gente que ponía plata para que el Hospital no se cerrara. El déficit grande del municipio estaba en los hogares de ancianos y el único que no da pérdidas era el nuestro.

Tratan de hacer una puja entre Puan y Darregueira, siempre lo hicieron. Nos quieren dividir o enfrentar, porque así se ganan las elecciones.

Como Hospital tuvimos altas y bajas, un montón de veces anduvimos con lo justo pero, al municipio se lo entregamos sin deudas. Lo que debería haber pagado por cargas sociales que debíamos nosotros, no lo pagó nunca. Las paga el pueblo con una moratoria. Todos los medidores de luz aportan hasta 300 pesos para terminar de abonar ese compromiso. La pagamos nosotros, cuando debería haberlo hecho el municipio… ¡A ver si no somos solidarios!

-¿Es caro abrir un quirófano?

-Es caro, pero ¿Cuánto se cobra por su uso? Si el quirófano se dejaba abierto, la sociedad de Darregueira ponía la plata. Eso es lo que no entienden. Acá hay gente que sabe de números. Una laparoscopía, aproximadamente, cuesta $ 35.000. Los médicos y las enfermeras están pagos y el costo fijo cubierto. Los gastos son ínfimos. No sé la cantidad de operaciones que volvieron atrás.

-¿Cómo está integrada la Sociedad de Beneficencia del Hospital?

-Hay representantes de la Cooperativa La Emancipación, de Casa Torre, de la Cooperativa Agropecuaria, del Centro de Industria y Comercio, del Centro Empleados de Comercio, de la empresa Alfa Laval Rueda, de la Cámara de Comercio y de la Cooperativa Eléctrica (CELDA). Rubén Menéndez es el único que no tiene estudios. Estas personas tienen un excelente nivel de formación, nadie puede decir, por ejemplo, que las cooperativas anden mal.

Si hoy la Cámara de Comercio tendría que aportar esos cinco o seis millones de pesos que puso para comprar aparatología para el Hospital, traducidos al día de hoy serían 18 millones de pesos, porque la contribución fue en dólares.

Casi cuatro millones de pesos reunió el pueblo. Y después dicen… “y sí, son empresarios exitosos, por eso…”

Hace poco, conseguimos para el Hospital una incubadora de alta tecnología. Al asistirse tantos partos en Darregueira tenemos un convenio con la Sala de Neonatología de Coronel Suárez. A este equipo nuevo lo puso el pueblo de Darregueira, cuando no debería haber sido así.

Se usó una sola vez y ante la emergencia la tenemos preparada.

-¿Cuántas camas coparticipables tiene hoy el hospital?

-39 más otras 10. Es mucha plata la que entra por salud. Te lo quieren vender como que no es así. Estuve con el Ministro de Salud, justo antes de la pandemia y, aunque no tengo estudios, sé que dos más dos es cuatro.

-¿Le está devolviendo el municipio el dinero a la Cámara de Comercio por su aporte de equipamiento al Hospital?

-Ni un peso.

-¿Y qué dice la gente de la Cámara?

-¿Qué van a decir? Tienen un convenio firmado. Si no pagan, la Cámara es la dueña de los equipos.

-¿Qué expectativas le despertó la manifestación por la autonomía realizada este domingo?

-Son buenas. Decidí no involucrarme, quiero que la gente piense por sus propios medios, no tengo que decirles “vayan a la marcha”.  Si va es porque siente la necesidad de progreso para Darregueira. Estamos en condiciones de hacerlo. Antes de la pandemia, fui a ver al Gobernador, a la Directora de Gobierno, al Presidente de la Cámara de Senadores.

El Intendente debe estar cinco pasos adelante nuestro, para eso lo eligió la gente. El problema no le puede explotar en las manos. Para eso son políticos, para eso estudiaron, para eso tiene las 24 horas del día, para eso tiene asesores.

Hoy lunes, para tratar el tema de las autonomías de los pueblos y la creación de distritos, se reúnen los intendentes Macri (Vicente López), Posse (San Isidro) y Zamora (Tigre).

En la Constitución de 1994, en el Art. 123. Inc. 5, habla de la creación de nuevos distritos en la Provincia de Buenos Aires. Junto a Mendoza, es de las más unitarias de todas Argentina. Córdoba tiene más de 400 comunas, lo mismo pasa con Santa Fe y Misiones. Más de 700 pueblos bonaerenses estarían en condiciones de tener su autonomía.

Ayer recorrí Santa Teresa, Guatraché y General Campos. Se manejan con austeridad, y gana el mejor candidato a intendente, no el que más plata tiene.

El Intendente de Santa Teresa es radical, en las últimas elecciones no tuvo oposición. General Campos tiene ocho industrias, su intendente no Salió a repartir ni una sola boleta, no hizo un solo acto político.

Acá hacen un acto político y, del partido que sea, llevan gente. Usan a los empleados, y les dicen: “tenés que ir al acto de Bordenave o al de 17 de Agosto”. Qué tristeza.

-Ojalá todo llegue a buen término

-Cuando pase todo, se va a saber quién miente, quién tiene intereses políticos y quién no los tiene. Yo no quiero ser político, me lo propuse, lo juré por mis nietos. Me voy a dormir con la satisfacción del deber hecho, de no haber c… a nadie.

La idea es salir por Darregueira y nadie es más que nadie. Tenemos reuniones por zoom con las localidades que quieren la independencia. Que salga o no salga está en manos de cada pueblo, depende cómo lo pelee.

Pregunten en Lezama si quieren volver a ser parte de Chascomus, en Tres Lomas si prefieren volver a pertenecer a Pellegrini, si Monte Hermoso busca retornar al distrito de Dorrego, o a Coronel Rosales si quiere volver a Bahía Blanca. Son más de cien los pueblos en condiciones de pedir la autonomía.

El error, en su momento, fue gestionar cada uno por su lado. Debemos ir juntos. Lo que pasó en Darregueira se va replicar en los cien pueblos, igual que en Santa Clara del Mar el fin de semana pasado. La caravana alrededor de la costanera, para pedir la autonomía salió en todos lados.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.