“La idea es volver a ocupar el centro de la escena política”

Así lo expresó el Senador Provincial de JxC y ex Intendente de Adolfo Alsina, David Hirtz, quien  visitó Puan el viernes, acompañado por el Diputado Nacional de la UCR Fabio Quetglas, oriundo de la localidad de Wilde en el partido de Avellaneda.

La recorrida tuvo la finalidad de difundir la propuesta de la Lista 123 “Adelante Buenos Aires” que impulsa la candidatura del Diputado Nacional Maximiliano Abad a la Presidencia del radicalismo bonaerense, de cara a las internas de ese partido previstas para el 21 de marzo. Abad competirá con Gustavo Posse, actual jefe comunal de San Isidro.

Semanas atrás, los partidarios de Abad presentaron en nuestro distrito al Dr. Gastón Manes,  Primer Candidato a Convencional Nacional y hermano del conocido neurocientífico Facundo Manes.

El itinerario de Hirtz y Quetglas comprendió algunas localidades de la Sexta Sección Electoral, entre las que se contaron Daireaux, Villa Maza y Carhue, en el distrito de Adolfo Alsina; Puan, Pigüé, en el vecino Partido de Saavedra; Coronel Suárez, Laprida y General La Madrid.

Una gira similar hizo Erica Revilla, intendenta de Coronel Arenales, quien secunda a Abad como candidata a Vicepresidenta de la UCR. También estuvo de recorrida por la zona la Diputada Nacional y abogada bahiense  Karina Banfi.

Oposición seria

“Si bien en la inmensa mayoría de las localidades de la Sexta Sección Electoral, se presentan listas únicas, en la Provincia tenemos una competencia importante, no solo para el radicalismo, sino también para Juntos por el Cambio, por lo que nuestro partido significa dentro de esa coalición”, consideró Hirtz.

Para el ex Intendente, la propuesta de la UCR encarna la idea de una oposición seria, con ideas, frente a un gobierno que está afrontando muchos problemas.

“Tenemos una dificultad. No hay una gran motivación, ni de la sociedad y ni siquiera del afiliado radical en tener una participación intensa en esta elección interna. Para nosotros es un desafío, por eso estamos haciendo este “pueblo a pueblo”, hablando con nuestros dirigentes, referentes, concejales, consejeros y autoridades partidarias, pidiéndoles el esfuerzo de la entrevista personal con el afiliado para convocarlo el día 21.

Aquel que un día firmó una ficha de afiliación al partido, tiene un sentimiento de pertenencia a esa institución, a sus valores, a lo que creemos. Que nos dediquen en esa jornada los cinco minutos que necesitamos de su tiempo para definir la conducción en la Provincia”

Hirtz llamó a los afiliados a mantener y sostener el rumbo que la UCR ha tenido de la mano de Daniel Salvador en los últimos años.

Y destacó el importante aumento de la representación radical en la Provincia.

“Duplicamos la cantidad de intendentes, concejales, legisladores provinciales y nacionales, con un crecimiento en la participación de las mujeres y los jóvenes. Debemos aprovechar este envión con esta renovación que representa Maximiliano Abad, ya sea tanto en lo generacional como en ideas. El objetivo es Instalar más fuertemente al radicalismo dentro de Juntos por el Cambio”, expresó.

-¿Qué reclamos o inquietudes reciben de los afiliados?

Reclama más protagonismo de parte del partido. Lo esencial para nosotros hoy es construir la fortaleza de un partido, que a su vez fortalezca el único polo opositor serio que hay con construcción democrática que es Juntos por el Cambio.

Después nos sentaremos con los socios a discutir cuáles son los espacios que nos pertenecen. Hoy tenemos una posición de fuerza muy distinta a la que teníamos en 2015, con una UCR que venía con Sanz, poniendo el cuero para ir a una PASO y empezar a construir Cambiemos y sacó el 2.5% de los votos. Hoy la discusión para el armado de una base es horizontal, no hay una Gobernadora con una correlación en términos del mandato. Es importante una buena movilización de afiliados en las elecciones del 21 de marzo, porque ese protagonismo que nos piden, tienen que empezar teniéndolo ellos, yendo ese día a votar para  después asegurarnos la representación sólida de nuestra base, y así poder ir a discutir los lugares dentro del espacio.

-Después de un año de pandemia… ¿Cómo analiza su impacto en nuestra región?

Nuestra región sufrió un poco menos, desde el punto de vista socioeconómico los efectos devastadores de la cuarentena.

Nuestra fuerte dependencia con la agricultura y la ganadería ha sido históricamente la dependencia de una explotación casi única. Ha sido una debilidad porque, si bien nos permitió vivir, no nos ha alcanzado para desarrollarnos a falta de otros incentivos. En esta oportunidad la agricultura y la ganadería siguieron activas y en nuestros pueblos continuaron funcionando las veterinarias, las agropecuarias, los proveedores de insumos, los contratistas, de modo que no se notó tanto el bajón.

Bahía Blanca, siendo una ciudad industrial y comercial, sigue teniendo el arrastre de una situación económica compleja. Por eso, desde el bloque de Juntos por el Cambio, pedimos una batería de medidas. Así como el  gobierno se ocupo de la parte social, nos parece importantísimo cuidar también la vida de las empresas, los comerciantes y los emprendedores. Porque cuando salgamos de esto, los que van a tener que recuperar la economía del país son ellos, para generar puestos genuinos de trabajo que son del sector privado, no del Estado.

En nuestra región estamos en condiciones de resolverlo más rápido cuando comencemos a salir y para esto estamos trabajando en varias iniciativas, algunas en común con el justicialismo, porque tenemos los mismos puntos de vista sobre una región que tiene todas las potencialidades para desarrollarse.

-¿Qué balance hace de su labor legislativa, teniendo en cuenta que, de alguna manera, tomó la posta dejada por el Contador Horacio López?

Quiero brindar mi homenaje y recuerdo a Horacio López, haciéndole llegar un abrazo muy fuerte a su familia, y a todos sus amigos. Lo hemos querido muchísimo, fue un amigo de 40 años de militancia y de afectos personales, transitamos mucho camino juntos. Siempre tuvimos en Horacio esa voz sensata, esa mirada serena sobre los problemas. Una persona con fuertes convicciones democráticas. Lo vamos a extrañar muchísimo en Puan, en la Sexta Sección y en el radicalismo de la Provincia.

Me tocó de alguna forma heredar su banca en el Senado. Fue un aprendizaje, con sesiones virtuales, reuniones a distancia, sin poder juntarnos a debatir en los bloques y en las comisiones. Aun así, tuvimos un año legislativo intenso, se sancionaron muchas leyes, como la del Corredor Turístico “Termas, sierras y lagos”. Acompañamos  muchas demandas del Ejecutivo de la Provincia y le dimos herramientas para gestionar y gobernar. Aunque no siempre estuvieron utilizadas como a nosotros nos hubiese gustado. El Gobernador, en su mensaje de apertura, habló dos horas y veinte minutos, y se tomó la mitad de ese tiempo para volver a repetir el esquema de “tierra arrasada”  que nos había planteado en el 2019. Me parece que desperdicia un año y pico de gestión, donde no ha logrado poner en marcha su gestión ni pudo ordenar en su cabeza los problemas reales de la Provincia.

Este año esperamos tener más presencialidad para trabajar más cercanamente

Tenemos mayoría en el senado pero no somos obstruccionistas. Hemos aprobado todas las medidas de emergencia y si algunas cuestiones hemos votado en contra, han sido aquellas como la liberación de presos, o cuando le pusimos límites a los aumentos impositivos en la Provincia”.

-¿Podrían dejar un mensaje a los afiliados, o darles los motivos por los que vale la pena votar a la Lista 123 de Maximiliano Abad?

Fabio Quetglas: A los radicales nos gusta votar, tenemos la convicción de verlo como un acto ejemplar para cambiar nuestras autoridades de manera pacífica. Este proceso de construcción democrática y renovación partidaria que venimos llevando adelante precisa de la pequeña cuota de esfuerzo del afiliado. La idea es hacer una elección importante y volver a ocupar el centro de la escena política. El lunes 22 de marzo vamos a ser noticia con los resultados de esa elección. Que lo vivamos, más allá de la pandemia, como una fiesta cívica, que se sepa que se está acompañando a un proceso que tiene mucho trabajo silencioso. Re centrarnos en la alianza que integramos va a depender mucho del resultado de las elecciones y del volumen de afiliados participantes.

El 21 de marzo hay muchos motivos para ir a votar,  por el país, por nuestros valores y por la renovación partidaria.

David Hirtz: Sabemos que va a ser un trabajo casi personalizado, artesanal,  esto de ir a hablar con cada uno de los afiliados para explicarles las razones que acabamos de comentar. Convocarlos a que, en homenaje a su sentido de afecto y pertenecía a este partido, ese día nos dediquen esos cinco minutos que necesitamos.

–Nota relacionada:

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.