“No se puede pretender que el Hospital Darregueira sea una clínica privada”

El Intendente se refirió al conflicto surgido con el nosocomio. Reconoció que la comuna le adeuda unos 10 millones de pesos y confirmó que el diálogo está cortado. La cuestión, dijo, “se judicializó”. Castelli contó que había pedido una tregua hasta agosto para comenzar a negociar la cancelación del compromiso, pero la comisión del Hospital Darregueira le respondió con una carta documento.

-Últimamente, hubo polémica por la deuda del Municipio con el Hospital Darregueira, ¿Cómo está la situación? ¿Han podido dialogar?

-Lo hacemos a través de nuestros asesores legales, con la comisión no tuve ningún tipo de conversación.

En su momento, le envié una nota al presidente (de la comisión) pidiéndole una tregua durante Junio y Julio para negociar la deuda para, con más claridad, sentarnos a hablar en  agosto.

Me vi sorprendido, porque a mitad de julio, recibí una carta documento de un abogado de Bahía Blanca, reclamándonos la deuda, con la advertencia de judicializarla.

Me molestó porque no se dio lo que habíamos hablado, y estábamos en plena pandemia. Obviamente, reconocemos la deuda de casi 10 millones de pesos, incluidos los intereses. De ese monto, más de 6 millones son en concepto de aportes que debemos al personal y viandas.

Si tenían dinero para contratar un abogado, no creo que sea tan urgente el pago de la deuda.

-¿Con esto quiere decir que la entidad tiene un margen para esperar?

-Cuando declaramos la Emergencia Sanitaria, la comisión propuso unos 700.000 pesos para no cerrar el quirófano para operaciones programadas.

Hoy no vemos que hayan debido sacar a remate el geriátrico, ni que (la comisión) haya tenido problemas económicos  por no haber arreglado. Si hubiéramos seguido los canales correspondientes, nos hubiéramos sentado a dialogar los primeros días de agosto, llevando una propuesta de pago. Después negociaríamos y veríamos si aceptaban o no. Siempre trabajamos de esa manera con los acreedores.

Se ha roto el diálogo porque tienen tal desconfianza hacia el trabajo del municipio y el Ente de Salud que es imposible avanzar. Escuché todas las notas periodísticas que han dado y aun hoy veo que siguen dudando de las presentaciones del Ente.

Con lo que recauda el hospital, más los ingresos por coparticipación, hoy genera un déficit de entre tres millones y medio y cuatro millones de pesos por mes.

En nuestra respuesta a la carta documento, le propusimos directamente que el Hospital pase a ser totalmente público, eso significa que ya no contrataremos más el servicio de enfermería, de lavandería y de mucamas, pasando a ser directamente empleados del Ente de Salud; sumado a que toda la administración sea municipal. O bien que pase a ser privado y ellos se hagan cargo de todos los gastos.

No es que nosotros tenemos la plata guardada en un cajón y no queremos pagar. Nadie dice que les aportamos (Al Hospital Darregueira) 80 millones de pesos, entre Enero de 2018 a Junio de 2020, esto por encima de lo que corresponde. Durante el 2017 pusimos algo de 13 millones de pesos más.

No nos negamos a pagar la deuda, pero la situación que amerita trabajar con gente que confíe en lo que le presentamos.

-Suponga que un capital privado viene dispuesto a hacerse cargo del Hospital Darregueira. ¿Cuál sería el costo mensual para mantener operativa toda esa estructura?

-Por mes, el Hospital tiene un déficit de entre 3 y 4 millones de pesos. Nosotros para los sueldos aportamos 3 millones y medio de pesos. Todo eso, más los insumos, serían alrededor de 10 millones de pesos.  

Todos los hospitales públicos son deficitarios, pero ese déficit debe ser razonable. En este caso, llevamos 80 millones de pesos que pusimos demás. Si dividís ese monto en 18 meses, te da 4, 4 millones de pesos por mes.

Servicios

En otro tramo de la entrevista, Castelli agregó: “¿En qué se basan al decir que el servicio es malo? No estaba habilitado y se habilitó en el 2018, no tenía servicio de Hemoterapia y ahora lo tiene, no contaba con un médico radiólogo y ahora sí, no tenía un médico cardiólogo y ahora agregó ese servicio. También tiene un traumatólogo residiendo en la localidad, y el equipamiento por casi 5 millones de pesos que le aportó la Cámara de Comercio en préstamo, y que el Ente de Salud deberá devolver”.

“Si uno mira cómo estaba el hospital a mediados de 2017 a lo que es hoy, avanzó mucho en prestación de servicios. La atención es muy buena. Y en este tiempo, donde los partos se atienden en Darregueira, la gente viene “chocha” por la atención que reciben,” manifestó.

Problemas

Consultado por el origen de la problemática, Castelli respondió: “Es una comisión integrada por gente a la que le fue muy bien en lo privado, y quieren manejar el Hospital como si fuese su empresa privada, y el Hospital es público y la salud es pública. Da pérdidas y tiene falencias que deberán irse acomodando. No se puede pretender que el Hospital sea una clínica privada de Belgrano donde se atiende solo la gente de OSDE, y las cuentas dan superávit”.

“No es que el Municipio quiera llevarse los ladrillos del Hospital, al contrario, quiere que siga siendo una institución emblemática, pero que preste un buen servicio de salud público donde pueda atenderse el que menos tiene. Y no una clínica privada como antes, donde el que podía se atendía y el que no lo mandaban a Puan. Es un cambio cultural, va a llevar tiempo,” opinó el intendente.

Castelli recordó que también se sumaron servicios como la sala de oncología, la línea 107 para urgencias y se reactivaron las guardias.

“La gente debe entender que somos un sistema único de salud en el distrito. Con la pandemia, logramos generar un área de Covid, donde los casos graves se atienden en Puan y los partos en Darregueira. Es un avance y quiere decir que estamos dentro de un sistema integrado de salud,” remarcó.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.